El Submarino Ara San Juan y la sospecha de sobornos contra empresas alemanas | El Mundo | DW | 12.12.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

El Submarino Ara San Juan y la sospecha de sobornos contra empresas alemanas

Casi un mes tras la desaparición del submarino argentino ARA San Juan en el Atlántico Sur, dos empresas alemanas se encuentran en el foco de la investigación. La prensa alemana reacciona con cautela.

Una investigación del Ministerio de Defensa argentino alertó sobre supuestas irregularidades en la compra directa de las baterías del submarino ARA San Juan, que desapareció el 15 de noviembre con 44 tripulantes en el Atlántico Sur. Entre 2008 y 2014, durante los dos gobiernos de Cristina Fernández de Kirchner (2007-2015), se llevó a cabo una reparación de media vida para prolongar sus años de uso. Las dos empresas alemanas encargadas fueron "EnerSys-Hawker" y "Ferrostaal".

Según los informes de los medios, existen sospechas de posibles sobornos, el uso de materiales de baja calidad y otras irregularidades. Argentina solicitó información al gobierno alemán.

Apuntando a los demás

El Sueddeutsche Zeitung se asombra de la rapidez con la que en Argentina se busca a culpables antes de haber encontrado el submarino: "A pesar de una armada de búsqueda internacional, no se ha encontrado nada hasta el momento. En cambio, el gobierno en Buenos Aires ya identificó a los posibles responsables: sus predecesores y empresas en Alemania. El presidente Macri y sus seguidores suelen identificar los orígenes de los problemas del país preferiblemente en el gobierno anterior de Cristina Fernández de Kirchner. En el caso del ARA San Juan es sorprendente la rapidez con la que el gobierno señala a los responsables, incluso antes de que los restos del submarino y de los muertos hayan sido encontrados, y mucho menos investigados".

Más información:

Continúa búsqueda del submarino ARA San Juan

Ara San Juan: empresas alemanas bajo sospecha

Armada argentina descarta que nuevo “contacto” sea el submarino desaparecido ARA San Juan

Entretanto, una de las dos empresas alemanas ya publicó una declaración al respecto. En ella, la empresa "Ferrestaal" rechazó cualquier responsabilidad explicando que se limitó a mediar el contrato y cobrar por ello una comisión. La otra empresa, "Ener Sys-Hawker", que suministró las baterías, no ha respondido hasta ahora a las preguntas de los medios.

"Acusaciones cuestionables"

Únicamente el diario Westfalenpost, que tiene su sede en la misma ciudad que la empresa "EnerSys-Hawker", intentó indagar algo más. Según el diario, el Director Gerente de la empresa, Magnus Becker, no quiere dar ningún comentario ya que "la última palabra en cuestiones de comunicación recae en la empresa matriz EnerSys en los Estados Unidos". Hawker es, según el rotativo alemán, uno de los cinco principales fabricantes de baterías de submarinos que abastece a las fuerzas armadas en todo el mundo con excepción de EE.UU. y Rusia. Ambos países no permiten proveedores extranjeros en su mercado.

Según las investigaciones de Westfalenpost, "las baterías del submarino perdido efectivamente fueron fabricadas por Hawker. Lo que no se sabe aún es si fueron fabricadas en la ciudad alemana de Hagen o en la planta sucursal en Bulgaria", escribe el diario alemán.

En su resumen, el Westfalenpost califica las acusaciones como "cuestionables". "Las baterías fueron fabricadas por Hawker, pero los argentinos las instalaron ellos mismos. Durante muchos años no hubo quejas ni reclamaciones contra Hawker. La verdadera causa del desastre no se sabrá hasta que no se haya encontrado e investigado el submarino desaparecido", concluye.

Autor: Gabriel González Zorrilla (VT)

DW recomienda

Publicidad