Plan de Annan: Líbano a favor, Israel en contra | El Mundo | DW | 20.07.2006
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

Plan de Annan: Líbano a favor, Israel en contra

No se vislumbra un camino para salir del ensordecedor y sangriento ardor bélico en Cercano Oriente, por más llamados al cese de hostilidades y planes que proponga Naciones Unidas.

Durante un enfrentamiento al sur de Líbano.

Durante un enfrentamiento al sur de Líbano.

En una reunión en el Consejo de Seguridad, el secretario general de Naciones Unidas, Kofi Annan, hizo un llamamiento urgente a un alto el fuego para evitar la pérdida de más vidas inocentes, permitir el acceso de la ayuda humanitaria y dar a la diplomacia una oportunidad para buscar una salida a la crisis. Un acuerdo político sería necesario, así Annan, para alcanzar un alto al fuego duradero.

Para ello presentó un plan que podría servir de base a la elaboración de una resolución. La propuesta incluye la liberación de los soldados israelíes capturados y el despliegue de una fuerza estabilizadora. Asimismo, el cumplimiento de una resolución de 2004 que establece el desarme y desmantelamiento de las milicias libanesas y la extensión de la autoridad del gobierno del Líbano a todo el país, incluso al sur, donde operan las guerrillas chiitas de Hezbola. La convocatoria de una conferencia internacional para elaborar un calendario para la demarcación final de la frontera del Líbano.

Israel es de otra opinión.

Israel Libanon, Zerstörung in Choueifat, Beirut

Beirut en destrucción

Las propuestas de Annan no fueron bien recibidas por el embajador de Israel ante la ONU, Dan Guillerman, quien le reprochó que en su informe haya omitido tres palabras que él considera claves: terrorismo, Irán y Siria. "Estoy más molesto por lo que no ha dicho, que por lo que ha dicho", subrayó. Según Guillerman, en el terrorismo financiado por Irán y en el apoyo que Siria presta al Hezbola está la clave del sufrimiento de la población de Líbano. "Tenemos que abordar un cese del terrorismo, en lugar de un cese de las hostilidades. Israel continuará haciendo todo lo posible para frenar el terror hasta eliminarlo por completo", señaló rechazando negociar una solución política por carecer de sentido.

Apoyo de Estados Unidos

El embajador de EEUU ante la ONU, John Bolton, por su lado, se mostró condescendiente con la posición de Israel y manifestó que antes de un alto al fuego es necesaria una transformación profunda en la región. "Nadie puede explicar cómo se puede alcanzar un alto al fuego entre un Estado democrático con un grupo terrorista", manifestó. También culpó a Siria de obstaculizar los esfuerzos diplomáticos internacionales.

Líbano a favor de Naciones Unidas

Libanon Israel Evakuierung über Fähren Zypern Hafen von Lima Griechische Fähre Kristin II

Miles desembarcan en Chipre, provenientes de Beirut

Por su parte, el representante del Líbano, Nouhad Mahmoud, recibió positivamente el informe de Annan y el llamamiento al cese de hostilidades, tras anotar que por medios militares Israel no va a conseguir lo que se propone. Según dijo, las milicias chiítas de Hezbola dispuestas a discutir la situación cuando capturaron a los soldados, pero Israel prefirió arrancar con sus operaciones militares. "Se puede culpar a Hizbulá por la provocación, pero se debe culpar a Israel por la escalada de la violencia y por el uso excesivo de la fuerza", declaró.

Así la guerra sigue, mientras la secretaria de Estado norteamericana, Condoleezza Rice, se reúne con Annan en Nueva York y el Consejo de Seguridad discute de nuevo la situación en el Líbano. Entretanto, Israel se declara dispuesto a permitir un corredor aéreo para abastecer de ayuda humanitaria a la población libanesa. Pero un verdadero acuerdo político y un cese de la situación de guerra en Cercano Oriente, en realidad, no se vislumbra.

DW recomienda

Publicidad