Periodista alemán herido en Siria se recupera | Alemania | DW | 31.03.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Periodista alemán herido en Siria se recupera

El caso del reportero Jörg Armbruster, quien fue herido gravemente en la ciudad siria de Alepo, pone en evidencia los riesgos de informar desde un conflicto armado.

Por lo general, a los corresponsales de guerra no se les da un trato especial para evitarles las incomodidades propias de los conflictos armados. A lo máximo que debe aspirar un reportero en esas circunstancias es a que las partes en discordia lo miren con relativa indiferencia. El escenario más difícil para un profesional de la prensa enviado al frente de batalla es, probablemente, uno como el de la guerra civil en Siria, donde los periodistas son mal vistos tanto por los simpatizantes del presidente, Bashar al-Assad, como por sus opositores.

Como muestra, un botón: aunque radicado en Kuwait, un empresario sirio apareció en la televisión pública de su país ofreciendo una recompensa de unos 100.000 euros a quienes capturen a los reporteros que trabajan para las televisoras Al Yazira o Al Arabiya. El hombre de negocios tildó de agitadores a los corresponsales de esas cadenas y les atribuyó parte de la culpa por el derramamiento de sangre en territorio sirio. Otro ejemplo: un reportero alemán fue herido gravemente este 29 de marzo, aparentemente a manos de un francotirador.

Periodistas: observadores y observados

Spiegel” acusa del ataque contra los reporteros a un francotirador.

"Spiegel” acusa del ataque contra los reporteros a un francotirador.

El tubinés Jörg Armbruster, de 65 años, llevaba mucho tiempo informando sobre el mundo árabe desde la capital egipcia para el canal de televisión pública alemán ARD. Tanto él como el reportero de radio Martin Durm se encontraban desde comienzos de semana en la ciudad de Alepo para rodar un reportaje sobre los rebeldes en la zona del Ejército Libre de Siria. Armbruster fue víctima de varios disparos el viernes (29.03.2013) y sometido a una operación de emergencia. El sábado (30.03.2013) fue trasladado en una ambulancia a un hospital turco.

Wolfgang Utz, vocero de SWR, la emisora regional estatal de radio y televisión para la que trabaja Martin Durm, informó este domingo (31.03.2013) que la situación de Armbruster era estable y que ambos periodistas regresarían a Alemania este 1 de abril. Aunque los detalles en torno a los disparos recibidos por el veterano corresponsal no han sido confirmados, el semanario alemán Der Spiegel señala que el ataque contra el auto en el que se desplazaban los reporteros puede haber sido perpetrado por un francotirador desde Hanano.

Hanano es una base militar disputada desde hace meses por las fuerzas del Gobierno de Assad y por los rebeldes. El Ejército Libre de Siria conquistó las instalaciones por un tiempo, pero los soldados de Assad volvieron a tomarlas más tarde; de ahí que el semanario Bild am Sonntag atribuyera el atentado contra Armbruster a un francotirador cercano al hombre fuerte de Damasco. En todo caso, el ataque subraya el peligro al que se exponen los corresponsales de guerra apostados en Siria. Desde el comienzo de los levantamientos contra Assad en marzo de 2011, más de veinte periodistas han perdido la vida en ese país.

Autor: Evan Romero-Castillo
Editor: Diego Zúñiga

DW recomienda

Publicidad