ONU: Corea del Norte exporta ilegalmente armas a Siria | ACTUALIDAD | DW | 01.03.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Internacional

ONU: Corea del Norte exporta ilegalmente armas a Siria

Es el país con mayor experiencia en saltarse las sanciones. Al parecer está llevando a cabo un floreciente comercio de armas con Siria, lo que pone a prueba a la comunidad internacional.

Deutsche Welle: Corea del Norte consigue eludir masivamente las sanciones de la ONU y entregar armas químicas a Siria. ¿Cómo es posible?

Oliver Meier: El hecho de que un panel de Naciones Unidas lo haya podido descubrir es ya un avance. En breve publicará su informe. Muchas de las pistas provienen de las agencias de inteligencia nacionales. Parece posible investigar, rastrear personas, exponer las conexiones del mercado negro. También se nombra a China. Solo con sanciones no se puede detener completamente el comercio de armas, pero sí se pueden aumentar las posibilidades de ser descubierto y, con ellas, los costos. Corea del Norte está actuando de forma extremadamente hábil. Probablemente no haya un Estado en el mundo que tenga tanta experiencia en socavar las sanciones como Corea del Norte.

      Lea también:

         ONU denuncia nexos entre Corea del Norte y armas químicas sirias

         Opinión: ¿Quién maneja los hilos en la guerra de Siria?

Oliver Meier, Stiftung Wissenschaft und Politik (Stiftung Wissenschaft und Politik)

Oliver Meier, de la Fundación Ciencia y Política.

¿Qué tipo de armas están involucradas?

No se trata de armas químicas, sino de tecnologías de doble uso, que pueden utilizarse con fines civiles y militares. Algunas cosas han sido interceptadas en barcos, como ciertos azulejos que pueden ser usados en la construcción de laboratorios de armas químicas y válvulas especiales. Esto encaja, ya que Siria tuvo y probablemente tenga su propio programa de armas químicas, aunque en 2013 se comprometió a suspenderlo.

¿Fue la renuncia de Siria a las armas químicas una promesa vacía?

Es complicado forzar a los Estados a firmar tales compromisos internacionales. Fue el caso, por ejemplo, de Libia en 2003, o de Irak, obligado en 1991 a destruir completamente sus armas químicas y otras de destrucción masiva. Eso no quiere decir que sería inútil aplicar presión. Por el contrario, después de 2013, Siria destruyó una gran cantidad de armas químicas bajo supervisión internacional, incluidos agentes de guerra muy peligrosos, como alrededor de 1.300 toneladas de gas sarín.

USA New York Abstimmung Chemiewaffenuntersuchung in Syrien (Reuters/B. McDermid)

El embajador ruso ante Naciones Unidas, Vasily Nebenzay, habla en el Consejo de Seguridad sobre ataques con armas químicas en Siria.

Esto supone ya un éxito, aunque suene cínico a la vista de que se han seguido usando. Siria probablemente volvió a utilizar gas sarín en abril de 2017, pero la mayoría de los ataques son con gas de cloro. Eso está mal, claro, pero es mucho menos peligroso que los agentes nerviosos modernos. El hecho de que Corea del Norte esté ayudando a Siria supone una dimensión completamente nueva. Siria y Corea del Norte se encuentran actualmente entre los dos Estados más fuertemente sancionados. Si ambos cooperan entre sí y la comunidad internacional no puede detenerlo, es para preocuparse.

¿Cuáles son los intereses de Corea del Norte en las exportaciones de armas a Siria?

Trata de generar ingresos a través de tales exportaciones, ya que no tiene intereses estratégicos en la región. Corea del Norte ayudó además a Siria a construir un reactor nuclear secreto en el desierto, que en 2007 fue destruido por la Fuerza Aérea israelí.

Si Corea del Norte ya es uno de los países más sancionados, ¿qué posibilidades hay de detener el comercio de armas con Siria?

No hay una manivela con la que ejercer presión. Se podría decidir un bloqueo contra Corea del Norte, pero eso tendría consecuencias humanitarias inaceptables. Las actuales sanciones, que ya son extremadamente duras, todavía permiten cierto intercambio. Siempre encontrarán vías de proveerse con lo que no deben. Es importante que el resto de países implementen las sanciones sin fisuras. Con eso se habría ganado mucho. También es una medida efectiva señalar públicamente a los Estados y compañías que se saltan las sanciones. O sancionarlos también a ellos.

¿Y si resulta que China apoyó a Corea del Norte en la venta de armas a Siria?

Las sanciones serían difíciles: después de todo, China es miembro permanente del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas y, como tal, tiene poder de veto. Sin embargo, Estados Unidos ya está imponiendo sanciones a las empresas chinas que, en su opinión, están contribuyendo con tecnología balística. Las medidas contra los bancos que financian tales transacciones pueden ser contraproducentes. Y políticamente tienen un coste.

Oliver Meier es experto en armas de destrucción masiva y proliferación armamentística de la Fundación de Ciencia y Política (SWP). La entrevista fue realizada por Astrid Prange.
 

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  


DW recomienda