Morales acepta disculpas europeas | América Latina | DW | 24.07.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Morales acepta disculpas europeas

El presidente de Bolivia, Evo Morales, aceptó las disculpas de España, Francia, Italia y Portugal por el incidente aéreo del 2 de julio y anunció el retorno de sus embajadores, replegados como medida de protesta.

"Aceptamos las disculpas de los cuatro países como un primer paso, porque queremos continuar relaciones de respeto entre nuestros países; relaciones de complementariedad y solidaridad", dijo el mandatario en una breve declaración de prensa en Palacio Quemado. Morales (foto de archivo) aseguró que "en coordinación con las cancillerías" de la Unión Sudamericana de Naciones (Unasur) y del Mercosur "se ha acordado el retorno de nuestros embajadores".

No obstante, el presidente boliviano afirmó que Bolivia "se reserva el derecho de continuar con acciones emprendidas ante los organismos internacionales (...) para lograr una completa reparación frente a esta agresión, para que estos hechos no vuelvan a ocurrir nunca más". Tras agradecer a los organismos internacionales, los países y los sindicatos que le expresaron solidaridad, Morales puntualizó: "No guardo rencor ni resentimiento. Los movimientos sociales no somos vengativos, especialmente el movimiento indígena al cual represento".

El jefe de Estado boliviano anunció la decisión tras reunirse este miércoles 24 de julio con su gabinete, tal como lo había anticipado el martes en Quito, cuando se entrevistó con su homólogo ecuatoriano, Rafael Correa. Una resolución adoptada en Uruguay el 12 de julio por los mandatarios de Mercosur estableció el repliegue temporal de los embajadores sudamericanos acreditados en España, Francia, Italia y Portugal, países a los que Bolivia reclamó por haber dificultado y obstruido por varias horas el vuelo del avión de Morales, cuando retornaba de un viaje oficial de Rusia.

Bolivia asegura que surgieron "sospechas infundadas" de que en la aeronave presidencial viajaba el ex empleado de inteligencia de Estados Unidos Edward Snowden, reclamado por Washington por revelar secretos de espionaje. Evo Morales, que el martes había responsabilizado por esta acción a Estados Unidos, condenó hoy el programa de espionaje que ejecuta ese país. Tras el incidente, el presidente de Francia François Hollande, llamó por teléfono a Morales para disculparse, en tanto que los representantes diplomáticos de España, Italia y Portugal expresaron sus excusas a través de la Cancillería boliviana hasta la semana pasada.

RML (dpa, reuters)