Justicia francesa impone altas condenas a ex colaboradores de Pinochet | Política | DW | 17.12.2010
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Política

Justicia francesa impone altas condenas a ex colaboradores de Pinochet

Un tribunal francés condenó a altas penas de cárcel a 14 militares de la dictadura de Augusto Pinochet, responsabilizándolos de la desaparición de cuatro ciudadanos franceses en la década de los 70.

Familiares de desaparecidos franceses, llegan a la audiencia del tribunal parisino.

Familiares de desaparecidos franceses, llegan a la audiencia del tribunal parisino.

El fiscal general Pierre Kramer impuso una condena de cadena perpetua para el ex-jefe de la policía secreta conocida como Dirección Nacional de Inteligencia (DINA), general Juan Manuel Contreras y el ex jefe del Ejército general Pedro Espinoza, por la desaparición de Alfonso Chanfreau y Jean Yves Claudet.

El teniente coronel retirado argentino José Osvaldo Rivero, el ex agente de la DINA Enrique Arancibia Clavel y el general retirado chileno Raúl Iturriaga Neumann fueron condenados a 25 años de prisión cada uno, mientras que el ex brigadier Miguel Krasnoff y coronel en retiro Marcelo Moren Brito recibieron penas de 30 años.

Chile Beerdigung von Augusto Pinochet Demonstrantin

Opositores de Augusto Pinochet muestran imágenes de él y de el derrocado Salvador Allende.

También fue condenado a 30 años de cárcel el general retirado Herman Brady Roche, ex jefe de la guarnición de Santiago de Chile, por la desaparición de Georges Klein. El veredicto del tribunal tuvo lugar en ausencia de los acusados. El único absuelto es el general retirado José Octavio Zara Holger, a quien se había acusado por la desaparición de Claudet.

El cuarto desaparecido por el que fueron condenados militares chilenos es Etienne Pesle. Las penas son simbólicas debido a que Chile se niega a extraditar a los acusados. Familiares de las víctimas aplaudieron la sentencia.

"Era mi vecino"

“Yves Claudet era mi vecino y lo conocí por la actividad política durante los años 70 en donde él participaba en el Movimiento de la Izquierda Revolucionaria (MIR)", afirma a Deutsche Welle Isidoro Bustos Valderrama, quien fuera funcionario durante el Gobierno de Salvador Allende. Bustos Valderrama fue detenido por la DINA en dos ocasiones y logró salir de Chile en 1974 con destino a Berlín gracias a la presión de Amnistía Internacional.

Frankreich Chile Prozess Gericht Pinochet Militärs

El abogado francés, Claude Katz, a la derecha, representante de la Federación Internacional de Derechos Humanos, conversa con Natalia Chanfrot, hija de Alfonso Chanfreau.

El ex-catedrático y político socialista asegura que para él como para otros perseguidos por la dictadura la sentencia de la Justicia francesa representa una satisfacción simbólica, porque no sólo los tribunales chilenos sino también los franceses condenan a estrechos colaboradores de Pinochet.

El ex general Manuel Contreras, actualmente de 81 años fue quien lideró la policía secreta y sus reportes “eran con lo que Pinochet se desayunaba todas las mañanas”, recuerda Bustos Valderrama. Contreras es considerado el artífice del asesinato en Washington de Orlando Letelier en 1976, así como del General Carlos Prats, que era leal a Allende.

Bustos Valderrama cuenta cómo a él y a su esposa Mireya, que lo acompañó en el exilio berlinés les parecía una "comedia del absurdo" que el hombre más temido de Chile hubiera recibido entre tanto más de 300 años de condena por los crímenes que cometió, una pena que nunca lograría cumplir. “Eso refleja las atrocidades en las que estuvo involucrado”, destaca.

Nuevas revelaciones

Durante la dictadura de Pinochet, que gobernó con mano de hierro entre 1973 y 1990, se produjeron 3.197 asesinatos y desapariciones, según un informe oficial elaborado tras el retorno de Chile a la democracia.

Hace unos días la agencia de noticias DPA anunció que la Justicia chilena descubrió la existencia de asesinatos hasta ahora desconocidos de peruanos, ecuatorianos y bolivianos en el norte del país durante la dictadura de Pinochet. Los crímenes, ocurridos durante el inicio del régimen en 1973, afectaron a inmigrantes que vivían en las ciudades y poblados del desierto chileno, una región habitada por opositores al régimen.

Autora: Eva Usi/ dpa/ Reuters

Editor: Enrique López

DW recomienda