Ciudadanos que dicen ″defender″ la nación alemana: ¿protectores o matones? | Alemania | DW | 05.11.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Alemania

Ciudadanos que dicen "defender" la nación alemana: ¿protectores o matones?

Las actividades de los llamados guardias civiles preocupan a los políticos y a la Policía. Pero las posibilidades legales de luchar contra los autoproclamados "agentes del orden" son limitadas.

Quieren instalar "zonas de protección" y organizar la defensa civil. Afirman ser "ojos y oídos de la Policía" y que en Alemania los ciudadanos están supuestamente "a merced del crimen importado".

En vista de la masiva aparición de los autoproclamados "guardias civiles", el Cuartel General de la Policía de Chemnitz se vió recientemente obligado a aclarar la situación. "La milicia civil en Döbeln no sólo es innecesaria, sino totalmente inaceptable", dice un comunicado oficial. "El monopolio del uso de la fuerza está exclusivamente en manos del Estado", aclaró la presidenta de la Policía de Chemnitz, Sonja Penzel.

A partir de la respuesta del Ministerio Federal del Interior a una solicitud de Ulla Jelpke, diputada izquierdista del Bundestag, se infiere que tales agrupaciones existen en casi todos los Estados de la República Federal. "Dentro de los grupos, que aparecen como defensas ciudadanas, podrían desarrollarse los inicios del potencial terrorista de derecha, advirtió el Ministerio del Interior.

La defensa civil bajo observación

Desde 2015, en varias ciudades y comunidades de Alemania se han formado grupos de tipo militar, compuestos por una mezcla de extremistas de derecha, miembros de la escena hooligan y rockera y los llamados "ciudadanos furiosos". Los grupos de extrema derecha exigen el establecimiento de las llamadas "zonas de protección" en las que "los alemanes puedan tener seguridad".

Según una encuesta de YouGov, un instituto de investigación de opinión pública de Colonia, a principios de 2016 casi uno de cada tres alemanes podía imaginar unirse a una de estas milicias para proteger, por la fuerza, sus propios intereses, si el Estado no lo hacía. De acuerdo con YouGov, los incidentes de la "Nochevieja de Colonia" fueron la "chispa inicial" que incentivaron los servicios de protección civil.

Mientras tanto, políticos y Policía son conscientes de los peligros de la defensa civil. Pero las posibilidades legales de luchar contra los autoproclamados sheriffs son limitadas.

"Paseos" y "Marchas"

Los "paseos" y las "marchas" de las milicias civiles se clasifican, mientras tanto, como asambleas, a las que se les imponen las correspondientes condiciones de carácter estricto. El uso de chalecos también puede considerarse una violación de la prohibición del uniforme. Sin embargo, según el Ministro del Interior de Renania del Norte-Westfalia (NRW), Herbert Reul, la supervisión formal desde la Oficina Federal para la Protección de la Constitución "no es del todo fácil desde el punto de vista jurídico.”

¿Quién controla a los Ciudadanos de la Furia?

¿Quién controla a los "Ciudadanos de la Furia"? La defensa ciudadana sirve como plataforma para la creación de redes de extrema derecha

Rockeros, hooligans, "ciudadanos furiosos"

En NRW, según estimaciones del Ministerio del Interior del Estado, 250 activistas pertencen al núcleo duro de la escena, los cuales podrían movilizar hasta 700 personas. Según el ministro del Interior de NRW, Herbert Reul La "escena mixta" de extremistas de derecha, rockeros, hooligans y "ciudadanos furiosos", realiza caminatas aparentemente "inofensivas” para pasar desapercibidos.

Matthias Quent

Matthias Quent

El investigador de asuntos de extrema derecha Matthias Quent, del Instituto para la Democracia y la Sociedad Civil de la Fundación Amadeo Antonio en Jena divide a los grupos de defensa civil en cuatro diferentes. Así describe el espectro que va desde "asociaciones de seguridad" hasta "grupos de protesta" y  "grupos de violencia de extrema derecha".

 

La seguridad interna es una vía a largo plazo

A esta última categoría pertenece el "Grupo Freital" y la "Revolución de Chemnitz". En marzo de 2018, el Tribunal Regional Superior de Dresde condenó a ocho miembros del "Gruppe Freital" a varios años de prisión por atentados con bomba contra refugios de refugiados y opositores políticos en Sajonia. El juicio contra la "Revolución de Chemnitz" está en curso desde el 30 de septiembre en el Tribunal Regional Superior de Dresden.

Para los actores del movimiento de extrema derecha resulta atractivo etiquetar sus actividades como vigilancia y seguridad nacional, así escapan de su aislamiento social y justifican su ideología y violencia", escribe el investigador Quent en el estudio "Civilians' Guards: ¿Suplentes del sheriff o provocación escenificada?”

(ee/jov)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda