Cinta de Werner Herzog genera polémica en Venecia | Cine | DW | 09.09.2009
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Cine

Cinta de Werner Herzog genera polémica en Venecia

"Bad Lieutenant: Port of Call New Orleans", una película protagonizada por Nicolas Cage que tomó prestado su título del clásico de culto de 1992 "Bad Lieutenant" de Abel Ferrara, está generando "rencores" en Venecia.

Escena de la película de Werner Herzog Bad Lieutenant: Port of Call New Orleans.

Escena de la película de Werner Herzog "Bad Lieutenant: Port of Call New Orleans".

"Bad Lieutenant: Port of Call New Orleans" está dirigida por el alemán Werner Herzog, quien dice que nunca vio el filme de Ferrara y que su obra, que también está centrada en un detective trastornado, no debería ser comparada con el original. Pero cuando Ferrara oyó hablar de la idea de una película que tomó el título de la suya, que estaba protagonizada por Harvey Keitel, dijo: espero que esta gente se "muera en el infierno".

El director, presente en el Festival de Cine de Venecia para presentar su película "Napoli Napoli Napoli", un retrato de Nápoles, dijo que no tenía problema con Cage o Herzog sino con los productores que decidieron usar el título.

"Padre de todos los actores"

"Mi queja es con los productores", dijo Ferrara en Venecia, donde Herzog también se ha presentado con dos de sus películas, ambas en la competencia oficial del festival. "No tengo problema con Werner", agregó. "Nicolas, nunca podría tener un problema con un actor, ¿sabes a qué me refiero? Como director me siento como un padre de todos los actores o un hermano de todos los actores", sostuvo.

"Esa película (Bad Lieutenant) fue hecha cuando nadie tenía un centavo, nadie obtuvo nada. Y luego vas y utilizas esa marca (...) para hacer un filme en el que la gente obtiene millones de dólares (...) Eso es inaceptable, ¿okey?", dijo.

"Si ves mi película, veo la tuya"

Flash-Galerie Venedig 2009 Biennale

La actriz Eva Mendes en la presentación de "Bad Lieutenant: Port of Call New Orleans", Venecia 2009.

En otro momento del festival le preguntaron a Herzog sobre la relación entre ambas películas y el director reconoció que el título fue resultado de la presión de uno de sus productores que quería convertirlo en una "especie de franquicia". Y agregó que él había insistido en agregarle las palabras "Port of Call New Orleans" para diferenciarlo del filme de 1992. Cuando fue consultado sobre las críticas de Ferrara, Herzog dijo: "no tengo absolutamente ningún problema. Sin embargo, me gustaría que Abel Ferrara mire mi película y, si yo me entero que la ve, le prometo que yo veré su filme".

Y agregó que ellos deberían juntarse a tomar una botella de whisky. Ferrara le respondió: "No bebo whisky, bebo cerveza, Budweiser".

Muertos vivientes y espíritus sofocados en Venecia

Por otra parte, los muertos vivientes y los espíritus sofocados en la lucha por la libertad se apropiaron de la programación oficial del Festival de cine de Venecia con las tres películas a concurso.

El padre de los zombies y maestro del género, el estadounidense George A. Romero, compite por primera vez por el León de Oro con "Survival of the Dead".

Werner Herzog

El director de cine alemán, Werner Herzog.

El autor de "El amanecer de los muertos" (1968), un clásico del género y del cine en general, aseguró que desconoce cuántas películas más hará, lo que sí sabe es que tiene muchas ideas.

El mundo post apocalíptico y la crítica social de sus anteriores trabajos quedan más diluidos en ésta, la sexta entrega de zombies, un género que en opinión del realizador (Nueva York, 1940) se mantiene vivo sobre todo gracias a los videojuegos.

Un policía se une a los protestantes

El contexto bélico de la cinta, explicó, no remite a ninguna guerra en concreto, sino que a todos los conflictos abiertos como el de Cercano Oriente o el de la discriminación racial y religiosa. "El hombre tiene la habilidad de olvidar las causas verdaderas de los conflictos", aseguró Romero, quien por su edad camina ya con cautela, pero recoge su largo pelo cano en una coleta, un pequeño indicio de su espíritu anticonformista que ha marcado su vida y su trabajo.

De la lucha por los ideales, la libertad y la democracia hablan la italiana "Il Grande sogno", de Michele Placido, y "Women Without Men", de la realizadora iraní Shirin Neshat, afincada en Estados Unidos. El director italiano Placido quiso contar su historia y cómo él vivió el crucial 1968, cuando tras participar como policía en la represión de las protestas estudiantiles se unió a ellas dejando las fuerzas de seguridad.

Autor: JOV /dpa /reuters

Editor: Pablo Kummetz

DW recomienda