Brasil 2014: muere otro obrero durante construcción de estadio | América Latina | DW | 08.02.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Brasil 2014: muere otro obrero durante construcción de estadio

La muerte de un obrero este viernes (7.2.2014) elevó a seis el número de trabajadores fallecidos en obras de construcción o reformas de estadios donde se jugarán partidos del campeonato mundial de fútbol Brasil 2014.

La muerte de un obrero de 55 años elevó a tres el número de trabajadores fallecidos en accidentes laborales en el estadio Arena Amazonia, en la ciudad de Manaos, y a seis el de obreros muertos en obras de construcción o reformas de estadios que recibirán partidos durante el Mundial de Brasil 2014. El accidente más reciente en las obras de la Arena Amazonia –que ha sido objeto de diversas notificaciones por incumplir normas de seguridad laboral– ocurrió este viernes (7.2.2014), cuando una pieza metálica golpeó a un técnico en grúas de gran porte.

La víctima, un ciudadano portugués llamado Antonio Jose Pita Martins, fue trasladado con vida a un hospital, pero terminó falleciendo debido a un traumatismo de cráneo y a múltiples lesiones en el tórax. El trabajador era empleado de la empresa Martifer, que ofrece servicios a la constructora Andrade Gutiérrez, responsable por la reforma de la arena, que recibirá cuatro partidos durante la cita mundial y corre contra el tiempo para poder ser entregada a la FIFA, tras varias postergaciones, el próximo 14 de febrero.

Negligencia recurrente

En 2012, la constructora responsable por la obra firmó un Documento de Ajuste de Conducta (TAC, por sus siglas en portugués) en el cual se comprometió a cumplir 22 cláusulas que establecían acciones para garantizar la seguridad de los trabajadores. En enero de 2013, el Ministerio Público realizó una inspección sorpresiva y constató que al menos 15 de las cláusulas no estaban siendo cumplidas. Entre ellas la que establecía la obligación de que los obreros tuvieran los equipos de seguridad necesarios para evitar las caídas.

Precisamente, las dos muertes anteriores fueron causadas por caídas. En marzo de 2013, un trabajador de 49 años falleció al caer desde una altura de cinco metros, cuando intentaba pasar de una columna a un andamio. En diciembre último, otro obrero, de 22 años, perdió la vida al caer desde 40 metros, cuando trabajaba sobre una grúa en la instalación del techo del estadio. Una cuarta muerte tuvo lugar el año pasado en el estadio amazónico, pero no se estableció si la misma está vinculada directamente a irregularidades en el área de seguridad. Dicha muerte ocurrió en febrero del año pasado, cuando un obrero sufrió un infarto mientras trabajaba en la obra.

ERC ( dpa / Reuters )