Bombarderos rusos atacan posiciones yihadistas en Siria | El Mundo | DW | 08.08.2016
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

Bombarderos rusos atacan posiciones yihadistas en Siria

Los ataques fueron dirigidos contra enclaves del EI cerca de Palmira. Mientras, el ejército sirio y los yihadistas se refuerzan para seguir luchando por el control de la ciudad de Alepo.

Seis bombarderos estratégicos Tu-22M3 de las Fuerzas Aeroespaciales Rusas atacaron hoy (08.08.2016) posiciones del grupo yihadista Estado Islámico (EI) en los alrededores de la ciudad siria de Palmira, informó el Ministerio ruso de Defensa.

"Seis bombarderos estratégicos Tu-22M3, que despegaron del territorio de la Federación de Rusia, atacaron objetivos del grupo terrorista Estado Islámico en zonas al este y noreste de Palmira, junto a las localidades de As Suhnah y Arak", señala un comunicado del ministerio ruso.

Los bombarderos rusos volvieron a su base tras cumplir con éxito su misión. Los aviones, según la nota, destruyeron varios puntos de mando y campamentos de los terroristas, tres blindados y doce automóviles todoterreno dotados de ametralladoras pesadas. Rusia, que interviene en el conflicto sirio en apoyo del régimen de Damasco, no había recurrido a su aviación estratégica desde el año pasado hasta hace un mes, después de que los yihadistas derribaron un helicóptero Mi-25 ruso cerca de Palmira, con dos tripulantes a bordo.

El ataque de hoy también se produce poco después de que cayera otro helicóptero ruso en Siria, un Mi-8 con cinco militares a bordo derribado el pasado 1 de agosto en la provincia de Idleb. Los cinco ocupantes del aparato, que según Moscú volaba en una misión humanitaria, murieron en el ataque.

Syrien Aleppo Rebellen

Combatientes rebeldes preparan sus armas en una academia de artillería en Alepo. (06.08.2016)

Ofensiva contra los rebeldes

Mientras, el Ejército de Siria se prepara para lanzar una ofensiva a gran escala contra los rebeldes en la ciudad de Alepo después de que éstos consiguieran romper el cerco al que estaban sometidos, informaron hoy fuentes locales. La milicia chiita libanesa Hizbolá y otros aliados chiitas de Irán, que combaten del lado del Gobierno de Bashar al Assad, enviaron refuerzos a la ciudad.

"Hizbolá y el régimen han enviado a más de 3.000 unidades y milicianos para preparar una contraofensiva", confirmó el director del Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (HRW por sus siglas en inglés), Rami Abdel Rahman.

Hace tres semanas, las tropas gubernamentales y sus aliados cortaron la última ruta de abastecimiento de los rebeldes en Alepo. Una alianza de grupos rebeldes dirigida por islamistas consiguió el sábado romper este cerco y crear un nuevo acceso para los suministros a la ciudad, que está dividida en dos. Alepo es considerada el principal símbolo y campo de batalla en la guerra civil en Siria, que comenzó en 2011.

JC (EFE, dpa)





DW recomienda