Ataques sirios en Guta Oriental dejan al menos 30 civiles muertos | El Mundo | DW | 17.03.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Ataques sirios en Guta Oriental dejan al menos 30 civiles muertos

Recrudece la violencia en Siria. A las batallas en este bastión rebelde en las afueras de Damasco, se suman los ataques turcos en Afrín, bajo control kurdo.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos aseguró este sábado (17.03.2018) que al menos 30 personas murieron y decenas resultaron heridas luego de que aviones militares de la Fuerza Aérea de Siria bombardearan la población de Zamalka, en Guta Oriental, el principal bastión opositor en las afueras de Damasco. Los ataques tuvieron como objetivo a los civiles que abandonaban la localidad para dirigirse a Haza.

La región está sometida a fuertes enfrentamientos entre las tropas del Ejército sirio y unidades de la facción islamista rebelde Legión de la Misericordia. Además de los ataques contra Zamalka, los aviones también lanzaron bombas contra Kafr Batna, donde ya el viernes más de 60 personas habían perdido la vida por supuesto fuego ruso, cuyos efectivos combaten y apoyan el avance de las fuerzas leales al presidente Bashar al Assad.

Desde que comenzó la ofensiva contra el último bastión rebelde en las afueras de Damasco, hace un mes, las fuerzas de Al Assad han logrado recuperar el 70 por ciento de la región. Según el Observatorio Sirio, que cuenta con una amplia red de informantes sobre el terreno, desde el inicio de los ataques han muerto más de 1.400 civiles. Además, miles de personas han debido abandonar sus hogares. Solo el sábado, 10.000 personas dejaron las zonas bajo control insurgente.

Niegan ataque a hospital

Guta Oriental limita con la capital del país, Damasco, y se encuentra desde 2013 bajo control de los rebeldes, la mayoría de ellos grupos islamistas que últimamente habían intensificado los bombardeos contra la ciudad. La región es uno de los últimos territorios en Siria aún en manos de los opositores, cuya presencia ha perdido fuerza desde que Irán y Rusia se involucraron en la guerra del lado de Bashar al Assad.

En tanto, el mismo Observatorio Sirio informó que la Fuerza Aérea turca bombardeó zonas residenciales en Afrín, ciudad sobre la que mantiene un cerco en una ofensiva que presuntamente busca expulsar de la región a las unidades kurdas, que para el Gobierno de Ankara son milicias "terroristas”. Asimismo, Turquía desmintió haber bombardeado un hospital en Afrín, como denunciaron las fuerzas de las Unidades de Protección del Pueblo kurdas.

DZC (EFE, AFP, dpa)

DW recomienda