Africanos por Macron, africanos por Le Pen | Europa | DW | 23.04.2022
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Europa

Africanos por Macron, africanos por Le Pen

Un 5 por ciento de los residentes de Francia provienen de África y muchos de ellos pueden votar en el balotaje del domingo 24 de abril. DW conversó con ellos para saber cuál es el ánimo de la diáspora africana en París.

Imagen del barrio de Chateau Rouge.

Imagen del barrio de Chateau Rouge.

Personas como Alexandre Zongo son las que podrían marcar la diferencia en el balotaje de las elecciones presidenciales francesas, que tendrán lugar este domingo 24 de abril. Este diseñador de moda franco-burkinés tiene su propia sastrería en París. En conversación con DW, dijo estar indeciso sobre su voto. La tienda de Zongo queda en Château-Rouge, en el distrito 18, a veces llamado el "barrio africano". En la primera vuelta, votó por Jean-Luc Mélenchon. La izquierda ganó en varias zonas de París, incluso en Château-Rouge llegó a 42 por ciento de los votos. Sin embargo, no pasó a segunda vuelta.

Los ciudadanos con raíces africanas tienen cierta influencia en el resultado de las elecciones. En total, unos 3,2 millones de africanos viven en Francia, la mayoría de los cuales proviene de Argelia, Marruecos y Túnez. Unos 6,8 millones de personas, es decir, 10 por ciento de la población francesa, es inmigrante. De ellos, casi 2,5 millones tienen pasaporte galo y por ende pueden votar.

"No tengo opiniones preconcebidas"

Todos ellos tienen ahora la oportunidad de votar por el actual presidente, el liberal Emmanuel Macron, o su rival de ultraderecha Marine Le Pen. "Voy a escuchar lo que digan, no tengo opiniones preconcebidas. No tengo absolutamente nada contra Marine Le Pen", dice Zongo. El programa político de Macron ha podido verlo desde hace cinco años. "Hubo chalecos amarillos y los independientes con pequeñas empresas hemos enfrentado grandes cargas", señala. Muchos empresarios, de hecho, se rindieron y bajaron las persianas. "Antes la gente lograba arreglárselas, pero ahora es cada vez más difícil", añade.

Rosine Nahounou apoya a Le Pen.

Rosine Nahounou apoya a Le Pen.

La inflación y la caída del poder adquisitivo generados por la pandemia y la invasión rusa a Ucrania son algunos de los temas de los que más se habla poco antes de las votaciones. Las encuestas muestran a Macron con una ventaja de al menos 10 puntos sobre su rival. Es mucho, pero en 2017 el mandatario derrotó a Le Pen con 32 puntos de ventaja.

"Francia está en peligro"

En el acomodado suburbio parisino de Maisons-Lafitte (donde hay un hipódromo, villas y amplias avenidas), Macron lideró en la primera vuelta. Allí, la activista marfileña Rosine Nahounou hace campaña por Le Pen en un mercado. "¡Francia está en peligro! Francia perdió los valores, ya no es Francia", dice la inmigrante africana a DW.

Nahounou apoya a la ultraderechista desde hace 10 años y también respalda una política más restrictiva contra la inmigración. "Marine no es nada racista. Los extranjeros que quieren vivir en Francia deben respetar los valores de la república. Eso es lo mínimo para que podamos vivir en sociedad", declara. Todos deben respetar y agradecer a Francia, estima Nahounou. "Cualquiera que no soporte a los franceses ni pueda vivir con ellos, debería sencillamente irse del país", sentencia.

En otro mercado, en el distrito 20 de París, Mohamad Lamine Gassama hace campaña por Macron. En este distrito de clase trabajadora viven muchos inmigrantes de distintas regiones de África. Aquí, Mélenchon sacó la mayoría en la primera ronda.

Mohamad Lamine Gassama hace campaña por Macron.

Mohamad Lamine Gassama hace campaña por Macron.

Gassama, que es de Senegal, militaba en el Partido Socialista, que tras la salida de François Hollande de la presidencia se hundió en la irrelevancia y prácticamente no jugó ningún rol en las pasadas elecciones. Entonces, el senegalés empezó a seguir a Macron y a su partido La República en Marcha. "Él nos habló de una emancipación real. A mí me impresionó un discurso que dio en el año 2016. Emancipación significa querer garantizar que las personas están en condiciones de empoderarse para salir adelante", afirma Gassana. Macron, dice, llamó a dejar de lado las viejas ataduras y trabajar todos por un proyecto común.

"Todo es posible"

De vuelta en el "barrio africano" se oye en las conversaciones más preocupación sobre las desventajas que podría acarrear un triunfo de Le Pen. Por ejemplo, que podría volverse más complicado obtener un pasaporte.

Amadou Sylla es uno de los residentes más antiguos de Château-Rouge, donde vive desde hace 23 años. El hombre de origen senegalés no está satisfecho con las dos opciones que tiene en la segunda vuelta, pero le preocupa especialmente que la candidata de Agrupación Nacional haya llegado a la segunda vuelta. "Marine Le Pen tiene un proyecto político", asegura a DW. Por ello, "hay que defender los valores de la república. Por desgracia, nos encontramos en un escenario donde todo es posible", advierte. (dzc/rr)