ACNUR le pide a Australia que acoja a joven saudí perseguida | El Mundo | DW | 09.01.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

ACNUR le pide a Australia que acoja a joven saudí perseguida

Las autoridades australianas informaron que el proceso para darle asilo a Rahaf Mohamed Al Qunun ya se inció.

La historia de Rahaf Mohamed Al-Qunun podría tener fin con el asilo concedido por parte del Gobierno de Australia, luego que el Alto Comisionado de las Naciones Unidas (ACNUR) solicitara formalmente a la administración australiana que den refugio a la joven saudí que escapó de su familia luego de renegar del islam y rechazar un matrimonio arreglado.

"ACNUR ha remitido el caso de Rahaf Mohammed Al-Qunun a Australia para que considere su acogida como refugiada. El Ministerio del Interior considerará esta solicitud de la forma habitual, como hace con todas las propuestas de ACNUR", indicó el Ministerio del Interior australiano, corroborando el inicio del proceso que podría tener a Rahaf a salvo dentro de las fronteras de la isla.

La saudí, de 18 años, llegó el sábado (04.01.2019) al aeropuerto de Suvarnabhumi en Bangkok en un vuelo proveniente de Kuwait, donde aprovechó que las mujeres no necesitan autorización de sus "guardianes masculinos" para viajar. Su intención era llegar a Australia, donde quería pedir asilo, tras recibir amenazas de muerte de su familia.

Sin embargo, la joven aseguró que un empleado de la aerolínea Kuwait Airways le confiscó el pasaporte y le comunicó que, a petición de la embajada de Arabia Saudí, iba a ser obligada a embarcar el lunes (07.01.2019) en un vuelo de vuelta a Kuwait, donde la esperaban sus familiares. En el tiempo que estuvo en un hotel en la zona de tránsito en Tailandia, la muchacha creo una cuenta en Twitter, dando a conocer su historia, logrando llegar a miles de seguidores en occidente que pusieron atención en su caso. En 36 horas el Gobierno de Bangkok decidió cambiar su decisión de regresarla a Kuwait y dejarla en manos de ACNUR.

El caso de esta chica ha atraído nuevamente las miradas sobre las normas sociales de Arabia Saudita, incluido el requisito que indica que las mujeres necesitan permiso de un "guardián" masculino para viajar, lo que para grupos de derechos humanos es una forma que tienen las familias abusivas de atrapar a mujeres y niñas como si fueran objetos.

A esta historia particular, se suma lo ocurrido con el periodista Jamal Khashoggi y las consecuencias humanitarias de la guerra que impulsa Arabia Saudita en Yemen.

mn (efe, afp)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda