Joven saudita que huye de su familia pide asilo en Tailandia | El Mundo | DW | 07.01.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

Joven saudita que huye de su familia pide asilo en Tailandia

Rahaf Mohammed Al-Qunun, de 18 años, teme ser asesinada si es deportada a su país, como pretenden las autoridades tailandesas. La joven aseguró que era sometida a abusos.

Encerrada en la habitación de un hotel del aeropuerto de Bangkok se encuentra una joven saudita identificada como Rahaf Mohammed Al-Qunun, que pretendía viajar a Australia huyendo de su familia. El viaje se vio frustrado cuando, durante una escala en la capital de Tailandia, las autoridades le impidieron salir del país y funcionarios sauditas le retuvieron el pasaporte.

"No salgo de mi habitación hasta que vea a la ACNUR. Quiero asilo", dijo Rahaf en un video publicado en Twitter por el subdirector en Asia de Human Rights Watch (HRW), Phil Robertson. "Pido a todas las personas que se encuentran en la zona de tránsito en (el aeropuerto de) Bangkok que protesten contra mi deportación a Kuwait. Por favor, los necesito a todos", publicó la joven en su cuenta de la misma red social.

Las autoridades tailandesas le negaron la visa y le informaron a Rahaf que sería deportada a Kuwait, donde comenzó su viaje. La joven asegura que su familia la había sometido a varios abusos, incluidas palizas y amenazas, y que huyó de ella aprovechando una visita a Kuwait, donde no se requiere la autorización de un familiar varón para permitir la salida del país a una mujer.

"Problema familiar”

"Las mujeres sauditas que huyen de sus familias se enfrentan a la violencia de sus parientes, pérdida de libertad y otros daños severos si son devueltas contra su voluntad", dijo el director de HRW para Oriente Medio, Michael Page, en un comunicado. "Las autoridades deben detener inmediatamente cualquier deportación y permitirle que continúe su viaje hacia Australia o que permanezca en Tailandia para buscar protección como refugiada", añadió Page.

La joven aseguró que el pasaporte le fue retenido por haber viajado sin el permiso de su guardián masculino. "Mi familia es muy estricta y me encerró por seis meses en mi habitación solo porque me corté el cabello”, dijo. Rahaf está segura de que será encarcelada si es enviada de vuelta a su país. Las autoridades tailandesas justificaron el rechazo de la visa porque la joven "no tenía documentos como un ticket de retorno ni dinero”.

Surachate Hakparn, jefe de Inmigración de Tailandia, añadió que "ella escapó de su familia para evitar un matrimonio y piensa que se meterá en problemas si es enviada de vuelta a Arabia Saudita”. Rahaf desmiente aquello y dijo estar solo en tránsito para continuar su vuelo hasta Australia, donde pretendía pedir asilo. Denunció haber sido hostigada por funcionarios de las embajadas de Kuwait y Arabia Saudita.

Las autoridades tailandesas dijeron que se trata de un "asunto familiar” y que la joven será enviada a su país el lunes. El caso se conoce en medio de las críticas internacionales contra Arabia Saudita por el asesinato del periodista disidente Jamal Khashoggi, así como por las restricciones que imponen las autoridades del país a las mujeres.

DZC (EFE, AFP)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda