Washington y los 55 de Guantánamo | El Mundo | DW | 22.09.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

Washington y los 55 de Guantánamo

El Gobierno de Estados Unidos reveló los nombres de 55 personas que, a su juicio, pueden salir del campo de detención de Guantánamo. Lo más difícil de liberar a estos hombres es hallar a un país que los acoja.

Este 22 de septiembre, el Gobierno de Estados Unidos hizo pública una lista con los nombres de los reos que, a su juicio, pueden salir del campo de detención de Guantánamo por no representar peligro alguno para su seguridad nacional. Se trata de 55 de los últimos 167 presos recluidos en esa cárcel de alta seguridad por su presunto involucramiento en los ataques terroristas perpetrados el 11 de septiembre de 2001 en territorio estadounidense.

La organización de derechos humanos Amnistía Internacional (AI) y la influyente Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU, sus siglas en inglés) celebraron el anuncio, enfatizando que se trata de una “victoria parcial para la transparencia”. Zachary Katznelson, un portavoz de ACLU, señaló que “estos hombres pasaron tres años adicionales en prisión desde que nuestras agencias militares y de inteligencia determinaron que podían ser liberados”.

ACLU acotó que en la lista en cuestión no aparecían los datos de otros prisioneros cuya liberación ya había sido aprobada. La organización exigió que sus nombres fueran dados a conocer. Por su parte, AI demandó que los 55 reos mencionados en la lista fueran transportados “inmediatamente” a países en donde sus derechos fueran plenamente reconocidos. El país de acogida para estas personas es un tema delicado para todas las partes implicadas.

Camp Delta Guantanamo

AI exigió que los mencionados en la lista fueran llevados a países en donde sus derechos fueran reconocidos.

Buscando países de acogida

En 2009, el Gobierno de Estados Unidos decidió mantener en secreto los nombres de los prisioneros que podían ser transportados a otros países. Su argumento era que la publicación de sus datos sólo crearía problemas diplomáticos mientras se buscaba un destino “seguro y responsable” para esos hombres; en determinados casos, ese destino también podía ser un territorio que no fuera el país de origen del liberado. Este viernes (21.9.2012) se descartó la necesidad de seguir protegiendo esa información.

No obstante, el proceso de encontrar países de acogida para los reos que Estados Unidos quiere liberar sigue siendo problemático. La mayoría de las personas recluidas en Guantánamo deberían haber abandonado ese lugar hace mucho tiempo; pero, por lo general, ellas no han encontrado país alguno que las reciba. A eso se suma que casi la mitad de los prisioneros provienen de Yemen y la Casa Blanca detuvo todas las repatriaciones a ese inestable país en 2010.

Poco después de asumir la presidencia de Estados Unidos, en enero de 2009, Barack Obama ordenó la clausura del controvertido campo de detención de Guantánamo, ubicado en la isla de Cuba. Sin embargo, su plan fracasó debido a la resistencia ofrecida por sus opositores en el Congreso. Hasta ahora, Estados Unidos ha devuelto a 28 ex reos a sus países de origen; otros 40 han sido transferidos a otras naciones.

Autor: ERC / AP / AFP/
Editor: José Ospina-Valencia

DW recomienda