Víctor Jara: influencia viva | Cultura | DW | 14.01.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Cultura

Víctor Jara: influencia viva

40 años después de la muerte del cantautor Víctor Jara, el movimiento conocido como “Nueva Canción Chilena”, sigue vigente. Esa música sigue enviando un mensaje desde Chile hacia Alemania e Irán.

El cantante chileno Víctor Jara.

El cantante chileno Víctor Jara.

En febrero se realizará el Festival de Música y Política en Berlín. El lema de este año es Chile, recordando el golpe militar contra el gobierno de Allende hace ya casi 40 años. El concierto “Víctor Jara Presente”, que se estrenará el 24 de febrero en el teatro Maxim Gorki, será la gran final. El catautor alemán Stefan Körbel será uno de los participantes.

Körbel recuerda la revolución cultural del 68 en la antigua República Democrática Alemana (RDA). “La radio nos acercó en esa época a Latinoamérica. Así conocimos a cantantes chilenos y nos identificamos bastante con ellos”, explica el alemán. “En esos tiempos, Víctor Jara era un símbolo de libertad.” Y ese símbolo también alcanzó el Oriente.

Jara: un icono

Durante la revolución islámica de 1979 en Irán, las canciones de Jara eran cantadas por los manifestantes. Así, la “Plegaria a un Labrador” fue un lema de esa época. “Las canciones de Jara fueron traducidas y aún son conocidas por el pueblo iraní, igual que los textos del poeta chileno Pablo Neruda”, explica el periodista iraní Habib Husseinifard. “Por la historia de Chile, que se parece a la nuestra, gente de izquierda se ha identificado con Jara en las últimas décadas. También jóvenes de hoy conocen al chileno, aunque ellos ya no tengan motivación ideológica.”

Bild Victor Jara

Una pintura de Víctor Jara.

Así, Víctor Jara influyó en Irán o Alemania a través de su música. “La gente veía el retrato del cantautor y de inmediato sabía qué representaba. Se puede comparar con el Che Guevara. Todos lo conocen y saben quién es. Y Jara, igualmente, fue una figura iconográfica”, explica el historiador del arte Markus Kenzler. “Los alemanes, sobre todo de la RDA, se identificaron mucho con él. Era un ícono, un símbolo de libertad.”

Un recuerdo vivo

Mikis Theodorakis Flash-Galerie

El Festival de Música y Política en el 1980 en Berlín.

Stefan Körbel ya actúo en Berlín con sus ídolos chilenos en 1971. “Cantar con Quilapayún e Isabel, la hija de Violeta Para, hizo que se me pusieran los pelos de punta”, recuerda. Desde aquel día, quedó fascinado con esa música y la empezó a imitar. “Nunca hubiese aprendido a tocar la guitarra como la toco hoy, si no hubiese conocido a esos músicos”, explica Körbel.

Esta vez, Quilapayún también estará en Berlín, tal como 42 años atrás. “El concierto va a ser muy emocionante”, asegura el cantante, que ya cuenta los días para volver a estar en el escenario con sus raíces musicales. “Para mí, se cierra un círculo”.

Autora: Carolina Machhaus
Editora: Emilia Rojas

Aquí mas informaciónes sobre el festival: http://www.musikundpolitik.de/

DW recomienda