Ucrania: el G7 condena actuación de Rusia | El Mundo | DW | 03.03.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Ucrania: el G7 condena actuación de Rusia

Aparte de Canadá, Francia, Alemania, Italia, Japón, el Reino Unido y Estados Unidos, también el Consejo Europeo y la Comisión Europea condenaron la violación por parte de Rusia de la integridad territorial de Ucrania.

El Grupo de los Siete (G7) decidió suspender los preparativos para la cumbre de junio del Grupo de los Ocho (G8) en la localidad rusa de Sochi debido a la intervención rusa en la península ucraniana de Crimea. “Nosotros, los líderes de Canadá, Francia, Alemania, Italia, Japón, el Reino Unido y Estados Unidos; el presidente del Consejo Europeo y el presidente de la Comisión Europea nos unimos hoy para condenar la clara violación por parte de la Federación Rusa de la soberanía e integridad territorial de Ucrania“, reza parte de la declaración conjunta difundida este lunes (3.3.2014) por la Casa Blanca en Washington.

El G8 incluye a los mismos países más Rusia, cuyo presidente, Vladimir Putin, justifica la intervención militar de su Ejército en el conflicto interno ucraniano alegando que la seguridad y los derechos humanos de los ciudadanos rusos radicados en Crimea están en peligro. Los países del G7 y la Unión Europea (UE) invitaron a Moscú a que planteara sus preocupaciones directamente a Kiev o solicitara la mediación de una misión evaluadora de las Naciones Unidas o la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE). “Estamos dispuestos a ayudar en estos esfuerzos”, se añadía en el comunicado en cuestión.

Creciente tensión

Jan Eliasson, vicesecretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Jan Eliasson, vicesecretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

“También llamamos a todas las partes a comportarse con la mayor mesura y responsabilidad posible para reducir las tensiones”, acotaban los voceros del G7. Por su parte, Jan Eliasson, vicesecretario general de la ONU, viajará de Nueva York a Ucrania para hacerse un cuadro de la situación e informar a Ban Ki-moon, secretario general de ese organismo, para que pueda emprender acciones que reduzcan la tensión en la región. El conflicto ya trasciende las fronteras comunitarias: el temor a un enfrentamiento armado en Ucrania hundió la Bolsa en Moscú, golpeó los mercados europeos y aumentó los precios del petróleo y el oro.

Este 3 de marzo, el Gobierno de Kiev acusó a Moscu de concentrar vehículos blindados en su lado de la frontera ruso-ucraniana. Mientras tanto, en Crimea –una región de Ucrania con el estatus especial de República Autónoma–, el nuevo hombre fuerte de Simferópol, el prorruso Serguei Aksionov, defendió la toma de poder en la península del mar Negro en una entrevista que publica el diario gubernamental ruso Rossiyskaya Gazeta. “En Kiev, los políticos de la plaza de Maidan han llamado al pueblo a tomar el poder en sus manos. Pues bien, el pueblo lo ha hecho”, señala Aksionov con un dejo de ironía. Lo que vale para la capital vale también para Crimea, subrayó el jefe del Gobierno de Simferópol, tenido por ilegítimo por el nuevo Gobierno ucraniano.

ERC ( dpa / Reuters )

DW recomienda

Contenido relacionado

Publicidad