Tropas de Mali y Francia entran en Tombuctú | El Mundo | DW | 27.01.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

Tropas de Mali y Francia entran en Tombuctú

Luego de la estratégica ciudad de Gao, tropas malienses y francesas lograron también el control sobre la histórica Tombuctú. El conflicto ocupa a la cumbre de la Unión Africana (UA) en Adis Abeba.

Tras los anunciados éxitos militares en la estratégica ciudad de Gao, al norte de Mali, las tropas francesas y malienses entraron este domingo (27.01.2013) en la histórica Tombuctú, según informó un portavoz del Ejército del país africano. Durante la mañana medios malienses habían informado de la huida de islamistas de Tombuctú, controlada por los rebeldes desde el pasado abril.

Los soldados tienen ahora la zona bajo control, aseguró el portavoz, quien confirmó además que el Ejército tiene ya completamente en sus manos la ciudad de Gao, otro punto estratégico en la lucha contra los extremistas. Los soldados de Mali y Francia habían tomado el aeropuerto y un importante puente de Gao el sábado.

Desde que Francia intervino en el conflicto contra los rebeldes islamistas hace dos semanas, con ataques aéreos complementados ahora con una ofensiva terrestre, los extremistas se han retirado de las ciudades de Diabali, Konna y Douentza.

La operación militar conjunta de Francia y Mali parece marchar de acuerdo al plan, todo un éxito. Pero las noticias sobre lo que está pasando en el frente llegan solo desde París o desde el alto mando maliense. El acceso de observadores a las zonas disputadas es prácticamente imposible, aseguran periodistas que han intentado llegar al epicentro de los combates. Así que las imágenes directas del conflicto y sus víctimas mortales, datos sobre “daños colaterales” y cifras de víctimas civiles escasean. Una institución francesa ya ha asegurado tener pruebas de al menos 30 crímenes cometidos por tropas de Mali contra opositores.

Apoyo de la Unión africana

Mali Soldat

La UE debate sobre la intervención africana en las operaciones en Mali.

El conflicto en Mali es un tema central en la cumbre de dos días que celebra la Unión Africana (UA) en la capital etíope, Adis Abeba. La UE debate sobre la intervención africana en las operaciones en Mali. El Consejo de Seguridad de la UA le aseguró su apoyo este domingo al presidente maliense, Dioncounda Traoré, y anunció que tropas africanas estarían pronto listas. Eso sí, la UA instó a Traoré a presentar, con la mayor rapidez, un plan para desarrollar elecciones libres en su país.

Entretanto, las tropas francesas ascienden a unos 2.500 soldados en Mali, que cuentan con el apoyo de unos 1.750 soldados de estados africanos vecinos. Estos anuncian que aspiran a la elevar su presencia hasta unos 5.700 soldados, a los que se sumarían otros 2.000 soldados de Chad.

Además, el Departamento de Estado de Estados Unidos aseguró que aportaría 32 millones de dólares para el entrenamiento de los soldados africanos. Hasta ahora, Estados Unidos ayuda a Francia en el transporte de soldados y equipamiento militar en el país africano, así como a través de sus servicios secretos. El sábado, el Pentágono anunció que apoyaría adicionalmente el repostaje aéreo de los aviones de combate franceses.

La convulsa situación en Mali, pero también la de Somalia, Congo, Guinea Bissau y la República Centroafricana, son sólo algunos de los retos que enfrentan los países participantes en esta conferencia. Así lo anunció la nueva presidenta de la Comisión de la UA, la sudafricana Nkosazana Dlamini-Zuma, en su discurso inaugural. "Somos optimistas, pero conscientes de los grandes retos que afronta nuestro continente", añadió.

El jefe de gobierno de Etiopía, Hailemariam Desalegn, fue elegido nuevo presidente de la UA. Desalegn fue votado por unanimidad por los jefes de Estado y gobierno de los 54 países de la organización y reemplaza en el cargo, de un año, al presidente de Benin, Thomas Boni Yayi. En la cumbre participan también el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, y el presidente palestino, Mahmud Abbas.

Fuente: dpa, dapd

Editora: Rosa Muñoz Lima

DW recomienda