Tiroteo y toma de rehenes en la capital de Bangladés | El Mundo | DW | 01.07.2016
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Tiroteo y toma de rehenes en la capital de Bangladés

En principio no estaba claro cuántas personas se encontraban cenando allí cuando los atacantes entraron a un restaurante. La milicia yihadista Estado Islámico se adjudicó el ataque. La operación de rescate está en curso.

Dos policías murieron en un tiroteo entre las fuerzas del orden y hombres armados que tomaron como rehenes a varias personas en un restaurante de la capital de Bangladés, Dacca.

Los agentes fueron heridos en el intercambio de disparos y murieron en un hospital privado, comunicó el portavoz de la policía, Nazmul Alam. El gobierno desplegó fuerzas adicionales, incluyendo tropas paramilitares y comandos navales, y ha iniciado una operación de rescate.

El asalto para liberar a los rehenes (que podrían ascender a 20, incluidos varios extranjeros) está en curso: "Nuestros comandos han asaltado el restaurante. Hay un intenso tiroteo en curso", dijo Mizanur Rahman Bhuiyan, vicedirector del Batallón de Acción Rápida, a la agencia británica de noticias Reuters.

Reivindicado por EI

Estado Islámico (EI) ha reivindicado el ataque armado perpetrado contra un restaurante frecuentado por extranjeros de la zona diplomática de Dacca, en el que han muerto al menos dos personas.

Entre ocho y nueve hombres armados tomaron como rehenes a varias personas, incluidos extranjeros, en el restaurante español "Holey Artisan Bakery", del barrio de Gulshan. Las fuerzas de seguridad acordonaron la zona. Según fuentes oficiales, tres heridos fueron llevados a la clínica universitaria de la ciudad.

Posibles rehenes italianos, un argentino a salvo

Según la prensa local, en el momento del ataque unas 20 personas se encontraban en el local, entre ellas, de ocho a diez extranjeros. Siete de ellos podrían ser nacionales italianos, reportó la televisión italiana, citando al embajador del país en Bangladés.

Benzir Ahmed, jefe de la unidad antiterrorista de la policía de Dacca, aseguró que hasta la una (hora local) los agentes no habían podido establecer contacto con los atacantes.

Algunos empleados lograron huir del restaurante. Uno de ellos relató a una cadena televisiva local que los atacantes gritaron "Allahu Akbar" (Alá es grande) cuando atacaron el restaurante.

Según testigos oculares, los atacantes detonaron varios explosivos y dispararon desde el local. Uno de los testigos, el chef argentino Diego Rossini, indicó que "hay rehenes adentro y la policía está haciendo tiempo para que amanezca y tratar de rescatar a la gente".

"Salí por la terraza y me tiré a un edificio lindante. Voy a tener que ir al médico porque me di un golpe en la espalda muy fuerte. Me quedé tirado un rato y me encontró la Policía que estaba buscando un hueco para poder entrar al restaurant. Volví a nacer", expresó en declaraciones al canal de noticias argentino TN.

Serie de ataques desde 2013

En Washington el portavoz del Departamento de Estado, John Kirby, dijo que en Dacca se produjo un ataque, pero que aún no está claro qué es lo que pasó.

"Desde principios de 2013, Bangladés, de mayoría musulmana y 160 millones de habitantes, padece bajo una serie de ataques islamistas. Las víctimas en general son críticos de la religión, intelectuales y miembros de minorías religiosas. También se perpetraron ataques contra ciudadanos extranjeros.

Muchos de esos atentados se los atribuyeron las organizaciones islámicas Al Qaida y Estado Islámico (EI) u organizaciones locales vinculadas a ellas. El gobierno niega, sin embargo, que EI esté activo en Bangladés y responsabiliza de los atentados a grupos extremistas locales y a la oposición.

Noticia en desarrollo...

EL/RML (dpa, efe, reuters)

DW recomienda

Publicidad