Servicios secretos alemanes temen conflicto entre islamistas y ultraderecha | Alemania | DW | 16.12.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Servicios secretos alemanes temen conflicto entre islamistas y ultraderecha

Los servicios secretos alemanes temen un aumento del conflicto entre islamistas y ultraderechistas en Alemania el próximo año, informó su presidente, Hans-Georg Maassen.

"Observamos un rápido incremento del número de salafistas y al mismo tiempo un fortalecimiento inquietante de las actividades xenófobas", indicó Maasen en entrevista con la agencia dpa.

"Los enfrentamientos de personas radicalizadas que regresan de zonas de conflicto y las manifestaciones antiislamistas de hooligans proclives a la violencia contiene un notable potencial de conflicto", explicó el jefe de los servicios secretos alemanes en el interior.

Hooligans contra salafistas y Pegida

A finales de octubre cerca de 4.500 hooligans y ultraderechistas se manifestaron en Colonia contra los salafistas y acabaron provocando graves enfrentamientos con la policía. El grupo, autodenominado "Hooligans contra salafistas" (HoGeSa), ha organizado otra serie de protestas en otras ciudades alemanas como Hannover.

A este movimiento de la extrema derecha hay que sumar las recientes manifestaciones del nuevo grupo islamófobo Pegida que movilizó la noche del lunes a unas 15.000 personas "contra la islamización de Occidente". Los manifestantes se opone a la acogida de refugiados por razones económicas y a la presencia de presuntos yihadistas en territorio alemán.

En este contexto, el presidente de los servicios secretos alemanes afirmó que el terrorismo islamista sigue siendo la principal amenaza contra la seguridad de Alemania. "El balance anual de terrorismo islamista es alarmante. Nunca antes tanto yihadistas habían viajado dirección a Siria o Irak, como desde la creación del califato a manos del Estado Islámico (EI) este verano", informó sobre los más de 550 islamistas residentes en Alemania que emprendieron camino hacia esos países. "Ésta es una subida enorme. A principios de año fueron 270 personas".

De acuerdo a los datos de los servicios secretos, cerca de 180 de estos islamistas habrían regresado ya a Alemania. "Esto es un peligro para nuestro país porque no vuelven desanimados, sino todo lo contrario, vuelven más deshumanizados".

La posibilidad de que las personas que regresan a Alemania perpetren atentados en el país es uno de los mayores temores de las autoridades. De acuerdo a sus datos, cerca de 60 islamistas residentes en Alemania han muerto hasta el momento en Siria e Irak. Mientras, al menos nueve perdieron la vida en atentados suicidas.

CP (dpa, dradio)

Publicidad