“Sector automotriz no pide dinero sino seguridad jurídica” | Economía | DW | 29.10.2008
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

“Sector automotriz no pide dinero sino seguridad jurídica”

Algunos constructores de autos pararán por semanas la producción. DW-WORLD habló con el comisario europeo de la industria, Günter Verheugen sobre si la UE subvencionaría al sector automotriz en tiempos de crisis.

default

Centro de entrega de autos BMW en Múnich.

DW-WORLD: Señor Verheugen, después de rescatar bancos, ¿tendrá la Unión Europea que asistir con dineros estatales a los consorcios fabricantes de autos?

Günter Verheugen: He convocado en Bruselas a una cumbre sobre el caso de los autos. Allí no discutiremos sobre subvenciones tradicionales. Sobre lo que sí hablaremos será sobre la necesidad de acabar urgentemente con la inseguridad jurídica en la que se encuentra el sector automotriz.

Hasta ahora los constructores de automóviles no saben cuáles son realmente los autos que la UE quiere que desarrollen. Además, hay que proporcionar más atractivos para que los clientes se decidan a chatarrizar su auto o lo entreguen a cambio de uno menos consumidor de combustible.

Como tercer punto, dado el caso que el sector automotriz necesite ayuda financiera, habría que pensar si el Banco Europeo de Inversiones pone dinero a disposición, que debería prestarse a bajos intereses. Pero lo que sí está claro es que tendrán que desarrollarse autos mucho menos dañinos para el medio ambiente.

¿Luego no habrá subvenciones?

No!

¿Cómo le explica Vd. a los desempleados de la industria automotriz que hay dinero para los bancos, pero para ellos no?

En Europa tenemos una política clara y es la

Der designierte EU-Industriekommissar Günter Verheugen

El socialdemócrata alemán, Günter Verheugen, comisario europeo de la Industria.

de que no subvencionamos a ningún sector privado. Este se tiene que sobreponer a las crisis por su propia cuenta. Y en lo que concierne a los bancos, se trata de préstamos y garantías limitadas que, incluso, no es seguro si van a necesitarse.

El sistema financiero amenazaba con derrumbarse, así que había que ayudar a la “economía real” a salir adelante con créditos. Pero es que el sector automotriz tampoco está pidiendo subvenciones, sino seguridad jurídica.

Corren rumores del riesgo que de que inversionistas del Lejano Oriente o de los países petroleros puedan compran importantes empresas europeas. ¿Qué tan grande es el peligro?

La cuestión es si eso es un peligro. Nuestra política es atraer inversiones extranjeras. En caso de que alguien quisiera hacer daño, habría que pensar en medidas preventivas, pero la nacionalización no es ninguna alternativa.

Esta crisis es ideal para Vd. como comisario de la Industria para sacar avante a Europa. ¿Cómo va a aprovechar la oportunidad?

La industria en Europa no está en crisis. El sector automotriz registra una fuerte reducción de la demanda. Ello tiene diferentes causas: la principal es que algunos consumidores prefieren no gastar por estos días de incertidumbre económica. Los consumidores se están absteniendo también de comprar casas y televisores de lujo. Esta es una dificultad que está enfrentando todo el mundo.

Los mejor que podemos hacer es seguir la política que yo práctico desde hace mucho tiempo. O sea, ofrecerle a nuestra industria europea las mejores condiciones de trabajo, sin inmiscuirse en las decisiones internas del sector privado.

DW recomienda