Santos pide ″llegar al fondo″ de amenazas contra periodistas | América Latina | DW | 14.05.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Santos pide "llegar al fondo" de amenazas contra periodistas

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, pidió a las autoridades que descubran quiénes están detrás de ataques y amenazas que en los últimos días han afectado a varios periodistas.

"Lo que quiero dejar muy claro es que nosotros aquí en este gobierno estamos más que dispuestos, totalmente comprometidos, a ir al fondo de cualquier asunto que vaya en contra de ese derecho fundamental de los colombianos a estar bien informados", dijo Santos (foto de archivo) al hablar en un foro sobre libertad de prensa. Santos afirmó que actualmente 90 periodistas tienen servicio de protección y aseguró que quienes necesiten esquemas de seguridad los tendrán.

El mandatario recordó que cuando ejercía el periodismo en el diario "El Tiempo" fue directivo de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), por lo que tiene el compromiso de defender la libertad de prensa. "Siempre, siempre, he estado al lado del periodismo y al lado de la libertad de prensa. Porque además ahí nací, eso lo llevo en las entrañas", agregó.

El gobernante hizo el pronunciamiento después de que el periodista Ricardo Calderón saliera ileso de un atentado cometido por pistoleros el pasado 1 de mayo. Calderón, jefe de investigaciones de la revista "Semana", fue atacado cuando viajaba desde la ciudad de Ibagué a Bogotá. Un automóvil se situó al lado del suyo en la carretera y dos hombres empezaron a dispararle. El comunicador se lanzó del vehículo, que sufrió cinco impactos de bala.

Más y más amenazas...

Una semana después del atentado contra Calderón salieron a la luz las amenazas hechas contra ocho periodistas de la norteña ciudad de Valledupar por parte de un grupo armado que se opone a una ley que busca devolver a sus dueños originales las tierras ocupadas por paramilitares y guerrilleros. Los comunicadores, que trabajan en medios nacionales y locales, recibieron un panfleto firmado por el Ejército Anti-restitución de Tierras que les advertía que debían salir de Valledupar porque habían sido declarados "objetivo militar".

Asimismo, el pasado fin de semana el director de un organismo del gobierno encargado de brindar protección a personas amenazadas, Andrés Villamizar, denunció que se descubrió un plan para atentar contra el periodista Gonzalo Guillén y los politólogos e investigadores sociales León Valencia y Ariel Ávila.

"Fue una información que recibimos a tiempo de parte de una fuente que nos merece toda la credibilidad", dijo Villamizar, director de la Unidad Nacional de Protección. "La corrupción que está enquistada en muchos sectores está siendo enfrentada, sin miedo y sin tapujos, por la socia civil, los medios de comunicación y el gobierno. En la medida que esas denuncias salen a flote se genera mayor ruido de amenazas y es el precio que debemos pagar los colombianos", añadió el funcionario.

Por su parte, el fiscal general, Eduardo Montealegre, dijo que el organismo que dirige está investigando lo ocurrido y no descartó que las amenazas busquen afectar el proceso de paz entre el gobierno y la guerrilla de las FARC. "No crean las bandas criminales, los enemigos de la paz, que van a entorpecer este proceso ni van a desestabilizar este país atentando contra los periodistas y la libertad de prensa en Colombia", dijo Montealegre.

rml (dpa)