Salió de Siria primer embarque de armas químicas | El Mundo | DW | 07.01.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Salió de Siria primer embarque de armas químicas

Cinco meses tras los letales atentados con armas químicas en Siria comenzó este 7 de enero el traslado de los materiales al exterior. La OPAQ, Premio Nobel de la Paz, controla el transporte y la destrucción de las armas.

Uno de los dos barcos de la misión sueco-noruega encargada de sacar las sustancias químicas de Siria para su posterior destrucción.

Uno de los dos barcos de la misión sueco-noruega encargada de sacar las sustancias químicas de Siria para su posterior destrucción.

El primer cargamento de sustancias altamente tóxicas fue transportado desde dos lugares en Siria hasta la ciudad portuaria de Latakia y allí cargado a un barco danés, informó la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) en La Haya. Acompañado por barcos daneses, noruegos y sirios, la embarcación abandonó aguas sirias.

Originalmente las armas químicas debían ser sacadas de Siria el 31 de diciembre, pero los constantes combates y problemas logísticos obligaron a postergar la operación internacional. "La embarcación permanecerá en aguas internacionales hasta que otra carga esté lista en Latakia", indicó el portavoz de la OPAQ Michael Luhan a dpa.

Alrededor de 500 toneladas con las sustancias más tóxicas para fabricar armas químicas serán trasladadas en camiones hasta la ciudad portuaria y luego, en etapas, cargadas al barco danés. Por motivos de seguridad, explicó el portavoz, mientras espera el arribo de la carga, el barco permanecerá en aguas internacionales, vigilado por embarcaciones de las marinas de Dinamarca, Noruega, Rusia y China.

Luhan no ofreció detalles sobre el primer transporte ni sobre el tipo y cantidad de armas químicas trasladadas. Según el plan de destrucción de armas químicas aprobado por el Consejo de Seguridad de la ONU y la OPAQ, se eliminarán en principio unas 500 toneladas de las sustancias más nocivas, como el gas sarín y el gas mostaza. Las armas químicas serán trasbordadas en un puerto italiano no identificado a un barco de la Marina estadounidense y posteriormente neutralizadas en el mar.

En total, se estima que el régimen del presidente sirio Bashar al Assad disponía de unas 1.500 toneladas de gas venenoso y sustancias químicas para la fabricación de armas.

Premio Nobel de Paz controla los transportes

La misión conjunta ONU-OPAQ instó a Damasco "a continuar sus esfuerzos para completar la remoción de materiales químicos lo antes posible de manera segura y puntual". Hasta mediados de año todas las armas químicas sirias deberán haber sido neutralizadas. "Ese plazo se podrá cumplir pese a la demora", dijo el portavoz de la OPAQ.

Bajo presión internacional, Siria aceptó la destrucción de su arsenal de armas químicas. Estados Unidos había amenazado con una intervención militar luego de que cientos de personas perdieran la vida en agosto en un ataque con gas venenoso en Damasco.

La OPAQ, que ganó el año pasado el Premio Nobel de la Paz, controla el transporte y la destrucción de las armas. Mañana miércoles, el Consejo de Seguridad de la ONU y el Consejo Ejecutivo de la OPAQ debatirán sobre los avances de la operación, en la que participan gran cantidad de países que pusieron a disposición medios logísticos y financieros.

JOV (dpa, FAZ)

Publicidad