Sajonia rechaza ser bastión de la ultraderecha alemana | Europa al día | DW | 05.09.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa al día

Sajonia rechaza ser bastión de la ultraderecha alemana

El jefe de Gobierno de Sajonia, Michael Kretschmer, advirtió este miércoles (05.09.2018) en contra de hablar del este de Alemania como caldo de cultivo de la ultraderecha y criticó las generalizaciones de los medios al informar de las recientes manifestaciones xenófobas tras la muerte a cuchilladas de un hombre.

En un discurso ante el Parlamento regional dedicado a los acontecimientos de los últimos días tras la muerte de Daniel H., de 35 años y alemán de madre cubana, supuestamente a manos de varios solicitantes de asilo, Kretschmer aseguró que "no hubo cacerías ni pogromos" contra extranjeros.

"Sorprende que aquellos que están lejos hagan veredictos particularmente duros y caigan en generalizaciones sobre la ciudad de Chemnitz", dijo al criticar la cobertura de la prensa sobre los incidentes de los últimos días en esta ciudad. La cohesión de la sociedad y la revisión de lo ocurrido sólo se lograrán si no se hacen generalizaciones y se diferencia lo que son los actos de la ultraderecha, agregó.

Precisamente al referirse a esta cobertura informativa, Kretschmer advirtió en contra de la "arrogancia" respecto a los alemanes del este a y los ciudadanos de los nuevos estados federados surgidos tras la desaparición de la República Democrática Alemana (RDA).

"El extremismo de ultraderecha es una de las mayores amenazas para nuestra democracia" y luchar en su contra sólo puede hacerse "desde el centro de la sociedad", dijo.  Por eso, en esta batalla lo "decisivo" es "diferenciar" a la hora de informar e involucrar a los ciudadanos, dijo.

Kretschmer hizo un llamado a actuar a nivel nacional y a alcanzar un "consenso de todos los partidos en materia de política migratoria", también para fortalecer y lograr una aceptación del Estado de derecho. Por otra parte, lanzó duras críticas a la ultraderechista Alternativa para Alemania (AfD), a la que acusó de ser corresponsable de la división de la sociedad y de las manifestaciones xenófobas en Chemnitz.

Al mismo tiempo llamó a la sociedad a mostrar coraje ante las agresiones contra extranjeros, sobre todo también "en la era del internet y de las noticias falsas", y a "no hacer oídos sordos" sino a "enfrentarse a aquellos que digan falso testimonio".

La muerte a cuchilladas de Daniel H. desató en Chemnitz manifestaciones xenófobas que llegaron a congregar a hasta 6.000 personas el pasado sábado y a la ciudad respondió con un multitudinario concierto el lunes que reunió a más de 65.000 personas. Dos peticionarios de asilo, presuntamente un sirio y un iraquí, se encuentran en prisión preventiva en relación con la muerte de Daniel H., y un tercero, supuestamente también iraquí, está siendo buscado todavía por la policía. (EFE)

DW recomienda

Publicidad