Protestas en Egipto por resultados electorales | El Mundo | DW | 28.05.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Protestas en Egipto por resultados electorales

Cientos de personas tomaron este lunes las calles de El Cairo y la ciudad de Alejandría, en el norte, en protesta tras el anuncio oficial de los resultados de la primera vuelta de las elecciones presidenciales.

default

Mohammed y Ahmed Shafik disputarán la segunda vuelta en Egipto.

La Comisión Electoral confirmó este lunes que el candidato de los Hermanos Musulmanes, Mohammed Mursi, y Ahmed Shafik, último primer ministro de Hosni Mubarak, se enfrentarán en junio por la presidencia, tras haber sido los más votados.

Unas 500 personas se reunieron en la plaza Tahrir en El Cairo, icono de la revolución, gritando: "Por segunda vez, la gente quiere expulsar al régimen", informaron medios estatales. La consigna se refiere a la cercanía que se le atribuye a Shafik con el régimen de Hosni Mubarak, expulsado tras una revuelta popular el 11 de febrero de 2011. Shafik fue primer ministro durante los últimos días del régimen y también fue ministro en la era Mubarak.

En Alejandría los manifestantes prometieron continuar la revuelta contra los miembros del antiguo régimen.

Resultados oficiales

El jefe de la Comisión Electoral, Faruk Sultan, comunicó que Mursi quedó en primer lugar, con 5,8 millones de votos o el 24,8 por ciento, frente a los 5,5 millones de Shafik, equivalentes al o el 23,7 por ciento, según los resultados oficiales. La participación electoral en la primera vuelta fue del 46 por ciento.

Sultan señaló que la comisión rechazó todas las quejas y denuncias de fraude recibidas de varios candidatos que quedaron descalificados en la primera vuelta, entre ellos el izquierdista Hamdien Sabbahi, que quedó tercero con 4,8 millones de votos o el 20,7 por ciento. Éste alegaba también que Shafik debería haber sido excluido como candidato, porque el ordenamiento electoral prevé la expulsión de los representantes del antiguo régimen.

Validez cuestionada

Además, el islamista moderado Abdul Moneim Abul Futuh, que quedó cuarto con 4,1 millones de votos, cuestionó la validez de los resultados. "Mi conciencia no me permite decir que esas elecciones fueron justas", afirmó, y denunció que "millones de libras fueron robadas y distribuidas en la compra de votos". Aseguró que representantes de los candidatos fueron excluidos de las votaciones donde se estaban llevando a cabo los recuentos.

También el candidato Amre Mussa, ex secretario general de la Liga Árabe, ofreció este lunes una rueda de prensa en la capital egipcia en la que expuso dudas sobre el resultado de los comicios.

Fuente: dpa

Editora: Emilia Rojas

DW recomienda

ADVERTISEMENT