Parlamento israelí aprueba nuevo gobierno | El Mundo | DW | 18.03.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Parlamento israelí aprueba nuevo gobierno

El Parlamento israelí ratificó a los 22 ministros del nuevo gobierno de centro derecha presentado a la cámara por el primer ministro Benjamin Netanyahu junto con las prioridades de la coalición.

Dos días antes de la visita a Israel del presidente estadounidense, Barack Obama, la Knesset aprobó el nuevo ejecutivo y las bases del nuevo gobierno con 68 votos a favor y 48 en contra. Cuatro diputados se ausentaron. Después los ministros juraron sus cargos. Se trata de una coalición integrada por la asociación de derecha Likud-Beitenu, el Partido de los Colonos y dos partidos del centro político, Yesh Atid y Hatnua, que disponen en total de 68 de los 120 escaños de la cámara.

La nueva Knesset eligió al inicio de la sesión a Juli Edelstein, de origen soviético y perteneciente al grupo Likud-Beitenu como presidente. Jair Lapid, líder del partido Yesh Atid, será ministro de Finanzas y Naftali Bennett, de los Colonos, asumirá la cartera de Economía y Comercio. Moshe Yaalon, de Likud-Beitenu, será el nuevo titular de Defensa y la ex ministra de Exteriores Zipi Livni, de Hatnua, será ministra de Justicia y responsable de las posibles conversaciones de paz con los palestinos.

Durante la presentación del gabinete y las líneas del gobierno, Netanyahu señaló que el nuevo gobierno israelí está dispuesto a llegar a un "compromiso histórico" con los palestinos. Aseguró que Israel mantendrá sus tratados de paz con Egipto y Jordania y que está dispuesto a "una paz real" con los palestinos que ponga fin al conflicto "de una vez por todas". Sin embargo, advirtió que para alcanzar un tratado de paz, las dos partes tienen que comprometerse a ello.

Más procolono

Pese a sus declaraciones, el nuevo gobierno será más procolono que el anterior, pues ministerios especialmente influyentes irán a parar a políticos que son claros defensores del movimiento colono. Y los palestinos ya han señalado que sólo quieren continuar las conversaciones de paz si Israel interrumpe la construcción de asentamientos.

Además el ex ministro del Exterior Avigdor Lieberman dijo ante periodistas que no espera ningún gran avance en el proceso de paz. "En los últimos cuatro años no hubo avances y en los próximos cuatro años tampoco habrá", dijo el socio más importante de Netanyahu. Su partido, el ultraderechista Israel Beitenu no aprobará en ningún caso una moratoria de asentamientos.

Más política interior

Netanyahu asumirá el Ministerio de Exteriores en el nuevo gobierno para no sustituir a Lieberman, que tiene que responder ante los tribunales por acusaciones de deslealtad, pero que después quiere volver a su puesto.

El nuevo gobierno asumirá "los mayores retos desde la fundación del Estado" en 1948, dijo ante los diputados en Jerusalén. "Irán sigue aspirando a una bomba atómica. La existencia de Israel sigue en peligro, la seguridad de sus ciudadanos tiene la mayor prioridad". Durante su discurso, los miembros de un partido ultraortodoxo abandonaron la cámara en protesta por su exclusión del gobierno.

Se espera sin embargo que el nuevo gobierno se vuelque más en temas de política interior, como la exigencia de un servicio militar obligatorio general o la bajada de los altos costes de la vida.

La nueva líder opositora, Shelly Jachimovich, líder del Partido Laborista, criticó a la nueva coalición y calificó a sus líderes de "capitalistas". "Seguirán fluyendo miles de millones a la construcción de asentamientos", advirtió Sahava Galon, del partido Merez liberal de izquierda.

rml (dpa, afp, reuters)

ADVERTISEMENT