Natación alemana cumple objetivos sin satisfacer | Deportes | DW | 02.08.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Deportes

Natación alemana cumple objetivos sin satisfacer

Faltando pocos días para el cierre de las competencias del Mundial de natación, que se celebra en Barcelona, el equipo alemán luce preocupado por los resultados pese a que ya cumplió con las metas que se había propuesto.

Anna Bader salta desde la plataforma de 20 metros y obtiene bronce para Alemania.

Anna Bader salta desde la plataforma de 20 metros y obtiene bronce para Alemania.

La Federación Alemana de Natación (DSV) tenía como objetivo en estos Mundiales lograr un máximo de 8 medallas, y un mínimo de cinco. Hasta ahora ha conseguido en Barcelona, donde caerá el telón del evento el próximo cuatro de agosto, nueve medallas (tres de oro, dos de plata y cuatro de bronce), lo cual parece no satisfacer las ambiciones de Alemania en este deporte.

Los problemas se repiten

Los expertos consideran que el rendimiento exhibido por el equipo alemán de natación en Barcelona es comparable con lo que ya se vio de él en los pasados Juegos Olímpicos de Londres 2012: la condición física de los deportistas no es la mejor.

Esto es especialmente molesto para la Federación Alemana de Natación, que antes de desplazar a sus deportistas al Mundial en España, había presentado un informe detallado en el que señalaba esa situación como la principal razón de los decepcionantes resultados obtenidos en Londres 2012.

“Yo, personalmente, creo que en los últimos años se ha entrenado poco y no con la intensidad necesaria. Si uno quiere estar al máximo nivel internacional de competencia hay que trabajar de una forma muy profesional, y ello requiere que también se entrene en Navidad, Año Nuevo y el día del cumpleaños. No se pueden hacer pausas en las prácticas“, declaró a la cadena de televisión alemana Sky Sport News Thomas Lurz, el nadador más exitoso del equipo alemán en Barcelona.

Decepción bajo techo, triunfo al aire libre

Esta fuerte crítica a la DSV tuvo amplia repercusión en Alemania, no en vano la formuló Lurz, a quien el equipo nacional le debe casi la mitad del total de medallas que ha alcanzado en Barcelona. El nadador de origen bávaro se colgó en el Mundial cuatro medallas: dos de oro (25 kilómetros y 5 kilómetros por equipos), una de plata (10 kilómetros) y una de bronce (5 kilómetros).

Thomas Lurz, el más exitoso nadador alemán en Barcelona, criticó a las directivas de su deporte.

Thomas Lurz, el más exitoso nadador alemán en Barcelona, criticó a las directivas de su deporte.

Esos triunfos se obtuvieron todos en mar abierto, donde Alemania alcanzó seis medallas en siete competencias. A la natación alemana, revisado el balance general, le viene bien el aire libre, pues también acumuló oro con Patrick Hausding y Sascha Klein en el salto sincronizado desde la plataforma de 10 metros, desde la cual también Klein obtuvo bronce, al igual que Anna Bader saltando de la plataforma de 20 metros.

Estos resultados dejan el problema en las piscinas bajo techo, donde los nadadores alemanes están lejos de ser favoritos pues ni siquiera sus máximas figuras, como Britta Steffen, han conseguido buenos registros, y muchos de ellos se han quedado incluso por fuera de las finales.

“Seguramente ha llegado el momento de un cambio radical, de preguntarnos qué ha pasado, de afrontar las consecuencias e introducir cambios”, demandó Marco di Carli, quien representaba una esperanza de la natación alemana en los 100 metros estilo libre pero no superó las eliminatorias.

En el último fin de semana en Barcelona se escenificarán todavía 18 finales que representan la oportunidad para la natación alemana de superar las metas ya alcanzadas.

Autor: Daniel Martínez

Editor: Enrique López

DW recomienda

Publicidad