Miles de vuelos cancelados en Europa por nube de cenizas volcánicas | Europa | DW | 15.04.2010
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Europa

Miles de vuelos cancelados en Europa por nube de cenizas volcánicas

La nube es emitida por volcán en Islandia y se cierne sobre el cielo del noroeste de Europa, lo que ya ha dejado varados a cientos de miles de pasajeros, informó la agencia privada Eurocontrol.

Eurocontrol, que no es una agencia oficial de la Unión Europea (UE) ni tampoco tiene competencias para decidir sobre el cierre o no de ningún espacio aéreo (es una competencia nacional), informa de que cada día operan en Europa cerca de 25.000 vuelos. "Es la primera vez en la historia que el tráfico aéreo europeo tiene que enfrentar este tipo de problema", informó Brian Flynn, de Eurocontrol.

"Puede ser que se produzcan cancelaciones de vuelos también este viernes", dijo a dpa, dependiendo de cómo evoluciona la nube de humo del volcán islandés Eyjafjalla, situado en un glaciar a unos 120 kilómetros de la capital, Reykjavik, y de los vientos.

Sentados sobre las maletas

Vulkanausbruch auf Island Flash-Galerie

Nube de ceniza volcánica emitida por el Eyjafjallajokull, un volcán glaciar en Islandia.

Este jueves 15 de abril, sucesivamente fueron ocho los países que cerraron por completo su espacio aéreo: Reino Unido, Irlanda, Bélgica, Holanda, Noruega, Suecia, Finlandia y Dinamarca. En Francia se vio afectada una gran parte de su espacio aéreo, en tanto en Alemania miles de personas estaban varadas por vuelos cancelados aunque el espacio aéreo permanecía abierto.

La Unión Europea dispone de una agencia oficial que analiza los problemas de seguridad aérea en la UE, la EASA (Agencia de seguridad en la aviación). En el Reino Unido se cerraron desde el mediodía todos los aeropuertos y se prohibió el tráfico de aviones por su espacio aéreo.

El más importante aeropuerto británico y de toda Europa, Heathrow, también fue cerrado. En Heathrow operan por día unos 1.300 vuelos y pasan 180.000 pasajeros.

También en Noruega, Dinamarca y Suecia se fueron cancelando todos os aterrizajes y despegues a causa de la columna de ceniza. También se produjeron retrasos en los vuelos trasatlánticos hacia Estados Unidos.

También París tuvo que cerrar el Charles de Gaulle

Por su parte, la oficina francesa de seguridad aérea DGAC ordenó el cierre de más de 20 aeropuertos. Los aeropuertos en el norte de Francia, como Lille y Calais, suspendieron sus operaciones a partir de las 17:00 horas (14:00 GMT). Para los grandes aeropuertos internacionales de París, la prohibición de vuelo debe entrar en vigencia a más tardar a las 23:00 horas (20:00 GMT) de este jueves. Sólo en el sur de Francia no hay restricciones para el tráfico aéreo.

En España fueron cancelados hasta las 17:30 horas (local) 466 vuelos entre el país y el norte de Europa, dejando a cientos de pasajeros atrapados en los aeropuertos. Los vuelos afectados tenían como lugar de origen o destino Reino Unido, Irlanda, Noruega y Dinamarca, así como Finlandia, Suecia, Alemania, Bélgica, Holanda y Francia.

Materiales volcánicos pueden dañar turbinas o invadir cabina de pilotos

Iberia decidió permitir cambios de fecha o destino sin penalización a sus pasajeros afectados con billetes a Londres y Dublín. En Islandia, las autoridades tuvieron que evacuar a unas 700 personas de las laderas del volcán, debido a la gran cantidad de humo y ceniza que está expulsando. Como la columna es movida por el viento en dirección sureste, está afectando a gran parte del continente europeo.

Las cenizas volcánicas son muy peligrosas para las turbinas de los aviones, pues incluso pueden paralizar su funcionamiento, o entrar en la cabina de los pilotos. "Esto es muy peligroso", dijo el portavoz de la asociación de pilotos Cockpit, Jörg Handwerg, a la dpa en Fráncfort. Cuando un piloto ingresa sin querer en una nube así, "hay que virar 180 grados y salir indefectiblemente".

Los meteorólogos creen que el humo podría disiparse en unos días. Pero lo que les preocupa es que el jetstream (corriente de aire muy rápida situada en la atmósfera) sopla en Islandia en dirección sureste, lo que lleva la ceniza hacia el continente, dijo Matt Dobson, de MeteoGroup.

En cualquier caso, según los expertos, la situación es dificil de predecir, pues "puede durar algunos días, pero también algunos años", afirmó Hjördis Gudmudsdóttir, de la autoridad aeroportuaria y de tráfico aéreo islandesa, ISAVIA.

dpa/ afp

Editor: José Ospina-Valencia

Publicidad