México abortó operación para introducir ilegalmente a hijo de Gadafi | Política | DW | 07.12.2011
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Política

México abortó operación para introducir ilegalmente a hijo de Gadafi

México anunció hoy que abortó una operación para la entrada ilegal en su territorio de Saadi al Gadafi, hijo del ex gobernante libio Muamar al Gadafi, con fines de establecerse en México con identidad falsa.

default

Saadi al Gadafi: nueva identidad en México.

El secretario (ministro) de Gobernación, Alejandro Poiré, indicó que se detuvo a una canadiense, un danés, una mexicana y un mexicano, como miembros de una red que había falsificado documentos, abierto cuentas bancarias con documentación apócrifa y comprado viviendas.

El plan "consistía primero en dotarles de identidades falsas con supuesta nacionalidad mexicana", dijo Poiré. Gadafi iba a utilizar el nombre de Daniel Béjar.

Casa en la costa del Pacífico

Además, se había adquirido una casa para alojar a los cuatro miembros de la familia en la zona de Bahía de Banderas, en Nayarit, en la costa del Pacífico.

La organización también había fletado vuelos privados y hacía traslados entre México, Estados Unidos, Canadá, Kosovo y distintos países de Cercano Oriente para "preparar la ruta y coordinar la logística del traslado del señor Gadafi".

La "Operación Huésped" del gobierno mexicano se hizo a partir de información de inteligencia obtenida el 6 de septiembre. Los detenidos están acusados de uso de documentos falsos, tráfico ilícito de personas y delincuencia organizada.

"Saadi Gadafi, quien se señala fuera comandante de las fuerzas especiales del Ejército de su país, es acusado por el gobierno nacional de transición libio de estar al mando de las unidades militares que reprimieron a sus connacionales", dijo la portavoz del gobierno mexicano, Alejandra Sota, en el mensaje ante la prensa.

Orden de captura contra el hijo de Gadafi

Interpol emitió el 19 de septiembre una orden de captura contra el hijo de Gadafi, además de que existe una prohibición de viaje y el congelamiento de bienes por parte de las Naciones Unidas.

Poiré indicó que la red estaba encabezada por la canadiense, que tenía contacto directo con la familia Gadafi y era la presunta encargada de las finanzas.

Su detención se realizó el 10 de noviembre en Ciudad de México y llevó a la captura de los otros tres presuntos miembros de la red al día siguiente.

La mexicana residente en Estados Unidos era el presunto enlace logístico y contacto con falsificadores de documentos. El danés se encargaba de la logística y el mexicano de conseguir la documentación falsa.

"El último reporte de inteligencia señala que el señor Gadafi se encuentra en Níger, en el continente africano, en donde el gobierno de ese país ha manifestado tenerlo bajo su custodia", dijo Poiré.

dpa

Editor: Pablo Kummetz

DW recomienda

Publicidad