La lucha por la aceptación del cabello rizo, belleza natural afroamericana | América Latina | DW | 06.01.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

La lucha por la aceptación del cabello rizo, belleza natural afroamericana

La peluquería Miss Rizos es líder en la defensa del cabello natural en el Caribe. Aquí, dominicanas y dominicanos aprenden a amar sus rizos y redefinen estándares de belleza en una sociedad que desprecia el pelo crespo.

La peluquería natural de Carolina Contreras, Miss Rizos, se encuentra en el segundo piso de un antiguo edificio en el corazón de la "zona colonial" de Santo Domingo, el histórico distrito de la capital de República Dominicana. El salón en sí es amplio y luminoso, el espacio es amplificado por ventanas que van del piso al techo y equipado con sillas frente a grandes espejos. Los estantes de madera sin terminar y los puestos de belleza albergan una jungla de macetas, un sinfín de productos para el cabello y un armario lleno de mercancía de Miss Rizos con el eslogan "yo amo mi pajón", o "yo amo mi afro".

En República Dominicana, amar tu cabello no es fácil. "Tengo que pasar por un proceso con mis clientes, convencerlos de que su cabello natural es hermoso y darles permiso para cortarlo", dice Contreras. Contreras, una activista y empresaria dominicana-estadounidense, abrió Miss Rizos en 2014. El espacio es el primero de su tipo en la isla caribeña de La Española: una peluquería para afrolatinas y afrolatinos que desean usar su cabello rizado de forma natural, en lugar de alisarlo con químicos. Llevar rizos es aún estigmatizado en varias partes del mundo. 

Contreras ha fomentado el movimiento a favor de portar el cabello natural en República Dominicana y en Latinoamérica, desafiando convenciones sociales y empoderando a las mujeres para eludir y subvertir los estándares de belleza con los que han sido educadas.

Buen cabello vs. mal cabello

En República Dominicana hay una cultura forzada del pelo: el cabello exuberante y rizado (un pajón) ha sido visto históricamente como feo, ingobernable y asociado con las raíces afrodominicanas. En muchos casos, la gente insulta a las mujeres y los hombres que usan su cabello natural, llamándolos en ocasiones sucios o asquerosos. Las mujeres que quieren trabajar en trabajos "profesionales", en un banco, como profesora, como abogada, se ven obligadas a usar su cabello lacio. Un estudio realizado en 2016 por el Instituto de Percepción en Estados Unidos confirmó que las mujeres negras con cabello natural experimentan prejuicios en el lugar de trabajo.

Natürliches Haar Santo Domingo Dominikanische Republik (DW/F. Afonso)

El equipo del salón está formado por estilistas de todo el país que se especializan en cortar y peinar el cabello rizado.

En República Dominicana, tales actitudes tienen que ver con la historia complicada de los afrodescendientes del país y la influencia de la colonización europea. Los problemas de raza, clase y belleza eurocéntrica están enredados en la forma en que las personas usan su cabello. Históricamente, "pelo malo" ha sido un cabello muy crespo, áspero y rizado, un afro, mientras que "pelo bueno" ha sido un cabello sedoso y lacio.

Alisar el cabello implica un proceso de "relajación" química doloroso, costoso y que puede llevar horas. Contreras recuerda haber alisado el cabello de sus hermanas cuando era más joven. "No solo fueron mi madre y estos estilistas quienes me estaban infligiendo dolor, sino que también estaba infligiendo dolor a mis tres hermanas", dijo. "Recuerdo que le dije a mis hermanas, no hace mucho tiempo, 'tu cabello se ve mal y se ve feo, así que vamos a arreglarlo, porque mañana tienes escuela'", agregó.

Contreras habla con una cliente sobre cómo el corte correcto cambiará la forma en que los rizos caen alrededor de su cabeza. (DW/F. Afonso)

Contreras habla con una cliente sobre cómo el corte correcto cambiará la forma en que los rizos caen alrededor de su cabeza.

En Miss Rizos, a los clientes como Larissa Lembert Archivald les encanta ver como Contreras y los estilistas están cambiando la dicotomía "pelo bueno y pelo malo". "Las mujeres son muy cálidas y entusiastas, y ofrecen mucha empatía a sus clientes", dijo. "Escuchan en detalle cuando uno describe lo que quiere y eso me hace sentir como en casa", añadió.

El movimiento a favor de portar el cabello natural comenzó en Estados Unidos a principios de la década de 2000 y se extendió al Caribe, Latinoamérica y partes de África. Ahora, el rechazo de los estándares de belleza eurocéntricos y el movimiento a favor de celebrar el propio cabello natural ha sido abordado por defensores de todo el mundo.

Lembert Archivald trabaja como médico en Sevilla, España, pero nació en República Dominicana. Ella dice que cuando llega a casa de visita, se asombra de lo mucho que han cambiado las cosas: "Es completamente mágico llegar y ver a la gente, desde las cabinas de aduanas en el aeropuerto hasta las oficinas más 'formales', mostrando su hermoso cabello", apuntó. "Cuando crecía no había salones ni recursos para el cabello natural, o para educarnos sobre cómo avanzar y amar nuestras raíces", agregó.

Llenando un vacío

En el caso de Contreras, su página de internet –una comunidad en línea con más de 130.000 seguidores– comenzó como un blog personal. Después de que Contreras hizo el "gran corte", cuando se cortó todo el cabello por contener productos químicos para alisarlo, dice ella, fue víctima de insultos. No obstante, pronto la gente comenzó a acercársele en las calles, en el trabajo, en el supermercado, preguntándole sobre su cabello y cómo lo mantenía.

"La gente me hacía preguntas como '¿cómo lo hiciste?', '¿cómo fue el proceso?', '¿qué productos usaste?'. Eran personas al azar que me detenían en la calle. Me di cuenta del gran tabú que hay alrededor del pelo. Así que pensé que debería comenzar un blog", dijo.

Además de la abrumadora curiosidad por el cabello rizado, Contreras se dio cuenta de que se necesitaban fuentes en español sobre cómo cuidarlos, qué productos usar y cómo utilizarlos.

Natürliches Haar Santo Domingo Dominikanische Republik (DW/F. Afonso)

En la Afro Feria de Santo Domingo se celebra la identidad y la cultura del cabello rizado y afro.

Finalmente, abrir el salón fue una extensión natural del trabajo de Contreras con su blog. Miss Rizos es mucho más que un lugar a donde ir a cortarse el cabello: es un espacio para que mujeres y hombres compartan información y consejos para el cuidado del cabello, busquen la compañía de personas de ideas afines y aprendan cómo abordar la discriminación que enfrentan respecto de su propios "pajones".

Empoderamiento a través del cabello natural

Contreras cuenta la historia de una adolecente de 16 años de Santiago de los Caballeros que le escribió para pedirle consejo. Ella dijo: "El director de mi escuela me está diciendo que solo las prostitutas usan su cabello rizado así". Así que le dije: "Vas a decirle a tu director esto, esto, esto y esto, y enumeré algunas respuestas. Y a la mañana siguiente ella le contó a su director todo lo que le dije que le contara. ¡Y listo! Todo resultó para la joven. A veces las personas solo necesitan las herramientas", dijo Contreras.

La peluquería se ha convertido en un bastión en la guerra que luchan los afrodescendientes contra el statu quo cultural. "Trato de empoderar a las mujeres haciéndolas aprender a amar y cuidar de algo que les enseñaron a odiar", dice Contreras. "Es poderoso", agregó.

Lembert Archivald puede dar fe de eso: "Tenemos que amarnos a nosotros mismos por lo que somos: una mezcla hermosa. Refleja las luchas y épocas de nuestra isla".

(few/jov)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda