La increíble historia de cuatro hermanos migrantes que triunfan en Alemania | Alemania Hoy | DW | 03.11.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Alemania Hoy

La increíble historia de cuatro hermanos migrantes que triunfan en Alemania

Hace doce años, la familia Dulatov huyó de Chechenia a Düsseldorf. Ahora, los cuatro hermanos trabajan como modelos de moda, aunque su objetivo es convertirse en luchadores profesionales de MMA.

Brüder Dulatov am Anfang Ihrer Sport- und Modelkarriere (Young Guruz/Alex Gelzer)

De izquierda a derecha: los hermanos Sulumbek (de 24 años), Tamerlan (19), Islam (21) y Djibril Dulatov (25).

Los hermanos Tamerlan, Islam, Sulumbek y Djibril Dulatov son guapos, lo que les permite trabajar como modelos, salir en las portadas de revistas y lucirse en la pasarela. La familia Dulatov huyó de Chechenia y llegó a la ciudad de Düsseldorf, en el oeste de Alemania, hace 12 años. En casa hablan checheno y, a veces, también ruso. Y han aprendido a hablar un perfecto alemán. Pero algunos de sus compañeros chechenos dicen que los hombres musulmanes deberían avergorzarse de trabajar como modelos.

Los hermanos Dulatov estaban en el lugar adecuado en el momento correcto. Düsseldorf es conocido por ser uno de los centros de la moda en Alemania. Salpicados a lo largo de su famosa avenida Königsallee hay tiendas con las marcas de moda más conocidas del mundo. Las conocidas modelos alemanas Claudia Schiffer y Heidi Klum trabajaron aquí.

Djibril Dulatov, el mayor de los cuatro, con 25 años de edad, tenía solo 14 años cuando llegó a Düsseldorf. "No sabía mucho sobre Alemania; todo lo que sabía era que en mi país, Chechenia, la gente elogiaba la calidad de los productos alemanes", confiesa.

Brüder Dulatov am Anfang Ihrer Sport- und Modelkarriere - Islam und Jabrail auf einem Sportturnier (Pervin Inan-Serttas)

Los cuatro hermanos Dulatov, como Islam y Djibril (en la imagen), practican artes marciales mixtas.

Afortunadamente, los cuatro hermanos aprendieron rápidamente alemán y pronto hicieron amigos. Sin embargo, como admite Djibril, "a veces también teníamos que usar nuestros puños". Él dice que se corrió la voz bastante rápido de que los cuatro hermanos se mantenían unidos pasara lo que pasara, lo que, según dice, hizo que se ganaran el respeto de los demás.

Su hermano Sulumbek, solo un año menor, dice que "Djibril tuvo una gran influencia sobre nosotros". Después de llegar a Alemania, Djibril los interesó en el boxeo, la lucha libre y el kickboxing. Más tarde participaron en competiciones deportivas.

Como es el mayor de los cuatro, Djibril es tratado con gran respeto por sus hermanos menores. En cierto sentido, es como su agente, su entrenador y su publicista, todo en uno.

Reclutado por una ojeadora de moda

Cuando Djibril tenía 16 años, solía trabajar en un supermercado. Un día, fue a una tienda cara para comprar un cinturón. Una mujer que hacía cola en la caja se volvió hacia él y le preguntó si le gustaría asistir un casting de su agencia.

Al principio, Djibril pensó que estaba bromeando. "La dama elogió mi aspecto; pensé que era algo raro", recuerda.

"No puedo posar frente a una cámara, soy checheno", le dijo. Pero ella le entregó su tarjeta y le dijo que lo hablara con sus padres, agregando que "es posible que tengas una gran carrera de moda por delante". Al principio, el padre de Djibril estaba en contra de que su hijo fuera al casting, pero su madre le hizo cambiar de opinión.

Brüder Dulatov am Anfang Ihrer Sport- und Modelkarriere - Islam und Sulumbek in Paris (Young Guruz/Alex Gelzer)

Islam y Sulumbek, como sus otros hermanos, trabajan para la agencia IMG Models.

Djibril fue al casting con toda su familia. "No fue nada especial, el fotógrafo tomó algunas fotos y eso fue todo". Dos meses después tuvo su primer contrato con la marca de moda francesa Lanvin. Con el tiempo, también comenzó a posar para Gucci, Alexander McQueen, Diesel y otras marcas. Su trabajo lo llevó a París, Londres y Milán.

Una vez, Armani ofreció pagarle 140.000 dólares por posar con ropa interior. Djibril se negó. "El islam prohíbe que me fotografíen con ropa que no llegue hasta las rodillas", explica. Y añade que él y sus hermanos se toman muy en serio su fe. 

Sus hermanos siguieron el mismo camino

Muy pronto, Djibril consiguió un contrato con IMG Models, una de las agencias de modelos internacionales más respetadas del mundo, con sede en Nueva York. Por casualidad, un empleado de la agencia vio un día una foto en las redes sociales de Djibril junto con sus hermanos. Los invitó a todos a una sesión de casting y hoy también tienen contrato con la agencia.

Al Islam, que tiene 21 años y ganó dos veces el campeonato europeo de artes marciales mixtas (MMA por sus siglas en inglés), le gusta trabajar de modelo porque le permite viajar y ver mundo. El deporte también es importante para él. "Trabajar como modelo me permite practicar mi deporte favorito y vivir la vida que quiero".

Sulumbek, de 24 años, también siente una gran pasión por el deporte, sin dejar de ser un hombre de familia y un musulmán piadoso. "Como la mayoría de los chechenos en Düsseldorf, vamos a la mezquita regularmente y ayunamos". Él dice que su fe y amor por el deporte lo ayudan a mantener una cierta disciplina, lo cual, dice, "es importante cuando eres joven y ambicioso".

Hermanos ambiciosos

A largo plazo, los hermanos Dulatov dicen que quieren centrarse en el deporte. Djibril, el subcampeón alemán de MMA, dice que "el deporte nos ayudó a integrarnos en la sociedad alemana y nos ayudó a conocer a otras personas tan apasionadas por el deporte como nosotros".

Brüder Dulatov am Anfang Ihrer Sport- und Modelkarriere - Jabrail Dulatov beim Kampf (Pervin Inan-Serttas)

Los hermanos Dulatov pegan fuerte, en el ring y en la pasarela.

Con el trabajo de modelo y el entrenamiento dos veces al día, los hermanos tienen un horario bastante ocupado. Eso deja poco tiempo para pasar el rato con los amigos. Sulumbek dice que viven un estilo de vida saludable, en el que alcohol y tabaco están prohibidos. Y asegura que después de los desfiles de moda siempre se dirige directamente a su hotel para dormir.

"Somos un equipo, compartimos todo", dice Djibril, el mayor de los cuatro. Y añade que "incluso tenemos una cuenta bancaria conjunta, ahí es donde va todo nuestro dinero". Explica que los hermanos planean algún día abrir su propio gimnasio asequible de MMA, haciendo que el deporte sea accesible para todos. De esa manera, dice, los niños de familias migrantes pueden unirse y pasar su tiempo haciendo algo que valga la pena.

Los hermanos Dulatov saben que sus carreras de modelo inevitablemente llegarán a su fin. "Solo tendremos demanda mientras seamos jóvenes", dice Djibril. Junto con su hermano Islam, Djibril se unió recientemente al mundo de los luchadores profesionales de MMA. Su objetivo es ganar el campeonato mundial.

Los hermanos son entrenados por Max Schwindt, oriundo de Kazajstán. El tres veces campeón mundial junior de MMA está seguro de que puede ayudarlos a ganar el título. Ya están entrenando para el próximo torneo en Düsseldorf en abril de 2020. Y cada vez que tienen un descanso viajan a las pasarelas de París, Milán, Londres o Berlín.

Una vez que los hermanos obtengan la ciudadanía alemana, planean expandirse al mercado estadounidense. Sven Melzer, su agente alemán, los aprecia mucho: "Tienen encanto y brillo en sus ojos". Él dice que el hecho de que sean hermanos los hace aún más interesantes para las marcas de moda. "Las etiquetas compiten entre sí para que los cuatro hermanos muestren sus diseños en la pasarela".

(lgc/ms)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda