¿La última retirada de Oskar Lafontaine? | Alemania | DW | 23.01.2010
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Alemania

¿La última retirada de Oskar Lafontaine?

Oskar Lafontaine, fundador de La Izquierda alemana, entrega su mandato en el Bundestag y la presidencia del partido. Su delicada salud ha sido el motor de esta decisión de retirarse –una vez más- a su Sarre natal.

Oskar Lafontaine erläutert am Samstag (23.01.2010) auf einer Pressekonferenz nach der Sitzung des Vorstandes der Linkspartei in Berlin die Gründe für seinen Rücktritt vom Parteivorsitz und die Niederlegung seines Bundestagsmandates. Lafontaine gab gesundheitliche Gründe für seinen Rückzug aus der ersten Reihe der Partei an. Foto: Tim Brakemeier dpa/lbn +++(c) dpa - Bildfunk+++

Oskar Lafontaine anuncia en conferencia de prensa su retiro de la política de Berlín

Oskar Lafontaine, una de las figuras políticas más llamativas de Alemania, entrega su mandato de diputado en el Parlamento alemán y anuncia que no se presentará a la reelección como presidente de su partido Die Linke, La Izquierda, en mayo de 2010. El cáncer del que tuvo que ser operado en noviembre ha sido una llamada de alerta, declaró el carismático y controvertido dirigente, quien se retira de la política de Berlín para concentrarse en su cargo en el parlamento regional del Sarre.

Acostumbrados a los exabruptos de Lafontaine

En octubre de 2009, el cofundador del partido más a la izquierda en el espectro político alemán se había retirado ya de su cargo como líder de la bancada en el Bundestag. En ese momento aún no se sabía de su enfermedad. No era la primera vez que el Lafontaine anunciaba la entrega de una responsabilidad.

En 1990, el socialdemócrata “Oskar”, primer ministro del Sarre de 1985 a 1998, competía por la cancillería con el cristianodemócrata Helmut Kohl en las primeras elecciones de las Alemania reunificada, cuando sufrió un atentado durante un mitin electoral. Por algún tiempo tuvo en ascuas a su partido: no se sabía si quería seguir siendo el candidato por el SPD. Luego, su escepticismo frente a la acelerada reunificación alemana se tradujo en malos resultados electorales para su partido. Lafontaine se retiró al Sarre.

En 1995 vuelve a la primera fila al ganar, tras una dura campaña al interior del partido, la presidencia socialdemócrata. Apoyando a Gerhard Schröder, el carismático Lafontaine asume como ministro de Finanzas en 1998 para en 1999, inesperadamente, entregar su cartera y su cargo como jefe del partido. Diferencias con el canciller Schröder y su agenda de recortes sociales adujo, al retirarse –una vez más- a su casa en el Sarre.

Del descontento nació otro partido

Pero a Lafontaine la política regional le quedó una vez más corta y en el año 2005 se une al ala más izquierdista del SPD, descontenta con la política de la coalición socialdemócrata-verde, y da la espalda a los socialdemócratas.

El ex ministro de finanzas y ex amigo del canciller Schröder se vuelve líder de la Alternativa Electoral Trabajo y Justicia Social (WASG) que luego se fusiona con los poscomunistas, fundando en junio de 2007 Die Linke, La Izquierda alemana. Lafontaine es su presidente junto con el poscomunista Lothar Bisky.

Oskar Lafontaine, right, top candidate and chairman of the German Left Party, Die Linke, the party's faction leader Gregor Gysi, center, and co-chairman Lothar Bisky, left, react after the German general elections in Berlin, Germany, Sunday, Sept. 27, 2009. Projections show the Left Party at more than 12 percent. (AP Photo/Thomas Kienzle)

Oskar Lafontaine (der), Gregor Gysi y Lothar Bisky (izq) después de las elecciones generales, septiembre 27 de 2009

La Izquierda asciende

Raudo es el ascenso de Die Linke: en 2008 logra entrar al parlamento en Hesse; un año más tarde, está presente en otros 12 parlamentos regionales. Y en las elecciones generales –en las cuales su ex partido cayó sonoramente a un 23 por ciento- consigue con un 11,9 por ciento de los votos convertirse en la cuarta fuerza política en el Bundestag alemán. El discurso opositor de Lafontaine y sus exigencias de mayor justicia social son la locomotora de este ascenso. “El partido Die Linke, casi con seguridad, no existiría sin él”, declaró Gregor Gysi, líder de la bancada en el Bundestag.

¿Sin ganas de irse?

“Soy un hombre político y no he tomado con gusto esta decisión”, subrayó este político de 66 años, que en 1987 fue promocionado por el mismo Willy Brandt para la presidencia del SPD. Sin embargo, en el último año su salud se ha visto seriamente afectada y eso, sólo eso, lo lleva a retirarse. Nada tienen que ver en su decisión, así Lafontaine, los conflictos ideológicos internos de este partido que opera cómodamente desde la oposición.

Die Vorsitzende der Partei 'Die Linke' Oskar Lafontaine spricht am Samstag, 20. Juni 2009, auf den Beginn des Wahlparteitages der Linken in Berlin. (AP Photo/Markus Schreiber) --- The chairmanof German party 'Die Linke' (The Left) Oskar Lafontaine holds his speech during the party convention in Berlin, Germany, Saturday, June 20, 2009. The party are expected to conclude their manifesto for Germany's general elections on Sept. 27, 2009. (AP Photo/Markus Schreiber)

“Así como he combatido, siendo liberal, a Oskar Lafontaine en el campo político, lamento mucho el motivo de su retiro”, declaró Guido Westerwelle, ministro de Exteriores. “Die Linke tiene ahora que decidirse si prefiere seguir el fácil camino de la rabiosa oposición fundamentalista o toma la oportunidad de hacer una política responsable”, comenta por su parte Claudia Roth, líder de Los Verdes.

El futuro de La Izquierda no lo ve tan negro el propio Lafontaine, en caso de que sea consecuente con su curso combativo a favor de la paz y la justicia social: “quien opte por adaptarse a la línea del SPD correrá la misma suerte que los socialdemócratas”, declaró Lafontaine. A esto Hannelore Kraft, líder de los socialdemócratas, lamenta la enfermedad de su ex correligionario y ofrece a los miembros de La Izquierda incorporarse a las filas socialdemócratas.

Autora: Mirra Banchón
Editora: Emilia Rojas

DW recomienda