Joachim Löw: ″Ya no hay rival fácil″ | Deportes | DW | 05.12.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Deportes

Joachim Löw: "Ya no hay rival fácil"

El azar decidirá este viernes en Costa do Sauípe, Brasil, qué rivales tendrá que enfrentar Alemania en la primera fase del Mundial 2014. El seleccionador Joachim Löw advirtió que todos los grupos serán difíciles.

La afición del fútbol en Alemania no para de hacer cábalas en torno a los resultados que deparará el sorteo de los grupos del Mundial de Brasil 2014 que se realizará este viernes (6 de diciembre del 2013), un evento que al parecer a los jugadores de la selección no les preocupa demasiado ya que ellos acordaron con la Federación Alemana de Fútbol (DFB) aceptar premios solo a partir de los cuartos de final del torneo.

El equipo nacional alemán, según lo negociado por su representante, el capitán Philipp Lahm, considera una obligación superar la fase de grupos del Mundial -sean cuál sean los rivales-, así como también ganar su partido en octavos de final. Los alemanes empezarán a recibir premios a partir de los cuartos de final, 50.000 euros por cabeza, que serán 100.000 en la semifinal, 150.000 por disputar la final, y 300.000 de ganar el título.

“Vamos a tomar las cosas como lleguen, en un Mundial hay que jugar siete partidos al más alto nivel posible, sin permitirse ninguna debilidad”, comentó el seleccionador Joachim Löw las expectativas de Alemania en el sorteo de la fase de grupos. “El que se lamenta antes de tiempo empieza perdiendo. Los jugadores irán a Brasil a luchar con todas sus fuerzas por el título, su ambición es enorme, pero salir campeón del mundo no es la cosa más fácil del mundo”, añadió.

Todos los rivales son peligrosos

El mayor riesgo para los alemanes, que serán como cabeza de grupo junto al anfitrión Brasil, Argentina, Bélgica, Colombia, España, Suiza y Uruguay, está en el cuarto bombo, donde se encuentran las selecciones de su confederación. La FIFA decidió que en un grupo no podrá haber más de dos equipos europeos, lo que significa que Alemania podría terminar enfrentando, en el peor de los casos, a Holanda, su enconado rival histórico; Francia, encabezada por el ídolo de la Bundesliga Franck Ribéry; o la temida Italia, encargada de truncar más de una vez los sueños alemanes de obtener de nuevo un gran trofeo internacional.

Löw, quien se encuentra en Brasil para asistir al sorteo acompañado de su asistente Hansi Flick, el presidente de la DFB Wolfgang Niersbach, el secretario general de la organización Helmut Sandrock, y el gerente de la selección Oliver Bierhoff, recalcó en entrevista con el portal de Internet de la federación que “todos los grupos van a ofrecer dificultades, y precisó que “hay que despedirse ya de esa idea que había hasta hace algunos años de que era probable enfrentar a rivales débiles en la primera fase de un Mundial. La diferencia de rendimiento entre las selecciones ya no es tan grande, el nivel de todos los equipos es muy alto”.

El seleccionador alemán, Joachim Löw, advirtió que en el Mundial de Brasil 2014 no habrá rival fácil.

El seleccionador alemán, Joachim Löw, advirtió que en el Mundial de Brasil 2014 no habrá rival fácil.

Esto vale, naturalmente, también para los posibles contrincantes en los bombos dos y tres del sorteo. Alemania podría tener que vérselas con adversarios que preferiría evitar en la instancia inicial del Mundial, entre ellos los africanos Costa de Marfil y Nigeria, o los asiáticos Japón y Corea, y claro, Estados Unidos, dirigido por Jürgen Klinsmann, considerado el padre del proceso actual del fútbol alemán.

Curiosamente, es probable que el próximo partido amistoso de la selección alemana, contra Chile en Stuttgart el próximo 5 de marzo, termine siendo un aperitivo real de lo que se vería en Brasil 2014. Chile, junto con Ecuador, Costa Rica, Honduras y México, podrían ser los rivales latinoamericanos de Alemania en la fase de grupos del Mundial.

Un gran espectáculo

Los encargados de entregar la suerte a las selecciones mundialistas, sacando las balotas de los bombos, serán los excampeones del mundo Cafú (Brasil), Fabio Cannavaro (Italia), Mario Kempes (Argentina), Lothar Matthäus (Alemania), Zinedine Zidane (Francia), y Geoff Hurst (Inglaterra). El evento, que se escenificará en Costa do Sauípe, se transmitirá en directo por televisión para 193 países.

La FIFA ha hecho del sorteo un enorme espectáculo que se extenderá a lo largo de 90 minutos, y al cual están invitados más de 3.500 huéspedes de honor. El programa, para el cual se han anunciado varias sorpresas, entre ellas un papel especial para el “Rey del fútbol” Pelé, estará inspirado por el eslogan oficial de Brasil 2014: “Juntos a un solo ritmo”.

Pese a la expectativa que despierta en Alemania la ceremonia del sorteo, una de las más importantes personalidades del fútbol germano ya anunció que no lo seguirá en vivo, el entrenador Jürgen Klopp, para muchos candidato principal a convertirse en seleccionador nacional en un futuro próximo.

“Uno de todas formas se entera del nombre de los rivales, por eso no veré el evento. Está bien que la FIFA monte semejante espectáculo, pero igual podría sortear los grupos a puerta cerrada y comunicarle los resultados a las federaciones nacionales por teléfono” comentó Klopp. Los aficionados alemanes, de todas formas, tienen otra opinión y por eso la televisión local también trasmitirá en directo el sorteo desde Brasil.

Los bombos

Bombo 1: Alemania, Argentina, Bélgica, Colombia, España, Suiza y Uruguay.

Bombo 2: Argelia, Camerún, Chile, Costa de Marfil, Ecuador, Ghana y Nigeria.

Bombo 3: Australia, República de Corea, Costa Rica, Estados Unidos, Honduras, Irán, Japón y México.

Bombo 4: Bosnia Herzegovina, Croacia, Francia, Grecia, Inglaterra, Italia, Holanda, Portugal y Rusia.

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema

Publicidad