Izquierda alemana criticará recortes para países sudeuropeos | Europa | DW | 16.02.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Izquierda alemana criticará recortes para países sudeuropeos

El partido alemán La Izquierda (Die Linke) se presentará a los comicios europeos del 25 de mayo con un programa muy crítico con las políticas de recortes impuestos a los países del sur de Europa, según resolvió la agrupación en un congreso celebrado este fin de semana en Hamburgo. El mayor partido de oposición de Alemania aprobó un programa en el que demanda un “nuevo comienzo” para Europa, a la que dejó de calificar como “potencia no democrática” como rezaba anteriormente su plataforma.

Los cerca de 200 delegados eligieron en la noche del sábado 15 de febrero a su expresidenta y actual eurodiputada Gabi Zimmer como cabeza de lista para los comicios en los que aspiran a conseguir un 10 por ciento de los votos. La acompañan tres candidatos del este del país y tres del oeste. En las elecciones europeas de 2009, el partido surgido de los poscomunistas de la extinta República Democrática Alemana y socialdemócratas desencantados obtuvo un 7,5 por ciento de los votos.

Acuerdo tipo OTAN, pero con Rusia

Los diferentes oradores del congreso responsabilizaron a Bruselas por la política de austeridad y el desempleo masivo en los píses del sur. La Izquierda alemana afirma que la UE ha dejado de ser una esperanza para convertirse en una amenaza para muchos. Aun así, asegura que la solución no puede ser “retirarse de la unión, sino luchar por su transformación”. El tono del texto fue rebajado en el congreso. El borrador inicial tachaba la UE de “potencia neoliberal, militarista y antidemocrática”.

El copresidente de la agrupación, Bernd Riexinger, se defendió de quienes consideran a la Izquierda antieuropea. “Es absurdo. Luchamos por una Europa de la gente y no de los bancos y los grupos económicos”. En concreto, La Izquierda demanda el fin de la política de recortes, un impuesto europeo a los patrimonios y sueldos y jubilaciones mínimas para todo el bloque. El partido no propugna el fin del euro, pero exige una amplia reforma del sistema monetario.

Además aspira a prohibir todas las exportaciones de armas y crear una nueva alianza militar en lugar de la OTAN que incluya a Rusia. (dpa)

Publicidad