Irak: el Ejército sigue combatiendo a extremistas suníes en Tikrit | El Mundo | DW | 29.06.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Irak: el Ejército sigue combatiendo a extremistas suníes en Tikrit

En la ciudad de Tikrit, el Ejército iraquí pretende detener el avance de los extremistas suníes de EIIS hacia Bagdad, pero una fuente anónima asegura que éstos secuestraron a varios soldados oficialistas el 28 de junio.

Los enfrentamientos entre el Ejército iraquí y la milicia extremista Estado Islámico en Irak y Siria (EIIS) continuaron este domingo (29.6.2014), un día después de que las tropas gubernamentales lanzaran una ofensiva para recuperar el control sobre la ciudad de Tikrit, ubicada en el norte de Irak. Un portavoz de las Fuerzas Armadas iraquíes aseguró en Bagdad que los soldados controlan totalmente la Universidad de Tikrit y que más de setenta presuntos terroristas murieron durante los combates.

Con la reconquista de Tikrit, el Ejército iraquí pretende detener el avance de los combatientes del EIIS hacia la capital del país. Pero la lucha es difícil: bajo condición de anonimato, una fuente citada por un funcionario de la institución castrense sostuvo que insurgentes del grupo EIIS secuestraron a 26 personas –en su mayoría miembros de las fuerzas de seguridad– en la noche del sábado (28.6.2014). Los secuestros habrían tenido lugar durante dos asaltos en la provincia de Salaheddin, a unos 170 kilómetros al norte de Bagdad.

Mientras la televisión estatal iraquí, Al Iraqiya, hace todo lo posible para apoyar la lucha de su Ejército, muchos iraquíes dentro y fuera del país se preguntan cuándo intervendrán las fuerzas extranjeras que han discutido abiertamente sus intenciones de detener la avanzada de EIIS. Un general iraní señaló este 29 de junio que el Ejército persa está preparado para ayudar a Irak a combatir a los extremistas empleando las mismas estrategias que usó contra quienes se alzaron en Siria contra el hombre fuerte de Damasco, Bashar al-Assad.

Ese anuncio apunta a que Irán está dispuesto a jugar un rol de mayor peso en las operaciones militares para neutralizar a los militantes suníes que marchan hacia Bagdad. El ayatolá Ali Jamenei, líder supremo de Irán, ya se había pronunciado al respecto el 22 de junio, enfatizando que rechazaba categóricamente la intervención de Estados Unidos o de cualquier otra potencia occidental en la lucha contra EIIS.

ERC ( dpa / Reuters )

Publicidad