Intentan reconstruir tragedia del ferry griego | Europa | DW | 29.12.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Intentan reconstruir tragedia del ferry griego

Este 29 de diciembre, la única información concreta que el ministro italiano de Transporte, Maurizio Lupi, podía ofrecer sobre el accidente del ferry Norman Atlantic es que diez personas murieron y 427 fueron rescatadas.

Este lunes (29.12.2014), al caer la noche en el mar Adriático, la única información concreta que el ministro italiano de Transporte, Maurizio Lupi, podía ofrecer sobre el accidente del ferry Norman Atlantic es que diez personas murieron y 427 fueron rescatadas, incluidos los 56 miembros de la tripulación. De resto, se desconoce la nacionalidad de quienes perdieron la vida y el número exacto de desaparecidos, que siguen siendo buscados. Había 478 personas a bordo, según la lista de pasajeros; pero varios de los socorridos no aparecían en ella. Los medios han sugerido que 38 viajeros siguen extraviados; pero, de ser así, las cuentas no cuadran.

El Norman Atlantic partió de Patras el domingo (28.12.2014) con destino a Ancona, pero la travesía se vio interrumpida cuando un incendio estalló en la cubierta que transportaba 200 automóviles. Varios helicópteros se esmeraron durante 36 horas en sacar a los pasajeros del barco en llamas que quedó a la deriva frente a las costas albanas. Las condiciones meteorológicas dificultaron el rescate, pero la nave fue evacuada por completo. “La operación de rescate es una de las más complicadas hasta la fecha por la fuerte marea, las lluvias y los vientos huracanados”, dijo el ministro griego de Marina Mercante, Miltiades Varvisiotis.

Una misión de 36 horas

Una persona murió tras saltar al mar. Este 29 de diciembre dio a conocer el fallecimiento de otras nueve. Los pasajeros aseguran que la evacuación fue caótica y se quejaron de que en el barco no hubiera botes salvavidas suficientes. “Muchos de los pasajeros lograron llegar a la cubierta superior y de allí al puente”, contó un testigo presencial a la emisora griega Mega. Otro pasajero comentaba que el calor era tan intenso que los zapatos de la gente comenzaron a derretirse. El humo seguía emanando de las cubiertas superiores aún después de extinguido el fuego. Unos setenta sobrevivientes están siendo tratadas en hospitales de Lecce, Brindisi y Bari.

El carguero Spirit of Piraeus rescató a 49 pasajeros de distintas nacionalidades; dos de ellos eran polizones. Las fiscalías de Bari y de Brindisi iniciaron investigaciones por homicidio culposo y negligencia contra las instancias responsables del ferry con bandera italiana, perteneciente a la compañía griega Anek Lines. La naviera Visentini apuntó que cooperará con las autoridades en las pesquisas, pero aseguró que la embarcación contaba con todos los certificados y estaba en buen estado. Al contrario de otros casos, el capitán del Norman Atlantic fue el último en abandonar el barco.

ERC ( dpa / Reuters )

Publicidad