Honduras: incertidumbre en la lucha contra la corrupción | Las noticias y análisis más importantes en América Latina | DW | 19.12.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

América Latina

Honduras: incertidumbre en la lucha contra la corrupción

El Gobierno, con la presión que ejercen los hondureños en las calles, debe decidir si extiende el mandato de la MACCIH, la misión contra la corrupción el país. Por su parte, el Parlamento quiere anular su creación.

Para el Parlamento hondureño el asunto está claro: la mayoría de los parlamentarios querría expulsar del país a la Misión de Apoyo contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (MACCIH) lo antes posible. De hecho, el Legislativo no solo se han declarado a favor de que expire el mandato de la misión, sino que también han lanzado una iniciativa para anular el documento con que se creó.

La actitud de los parlamentarios no sorprende. Muchos de ellos han sido blanco de investigaciones anticorrupción por parte de la MACCIH en los últimos años y su comportamiento prepotente es más bien un "ruido de sables político". Esto porque el Parlamento no tiene ningún tipo de autoridad para tomar decisiones en la materia, sino que esta recae únicamente en el presidente hondureño, Juan Orlando Hernández. 

El Gobierno y la Organización de Estados Americanos (OEA) crearon una mesa de evaluación, en cuyo informe se recomienda una prórroga del mandato de la MACCIH, que termina el 19 de enero de 2020. Por su parte, Orlando Hernández ha declarado que no hará comentarios sobre el futuro de la MACCIH hasta principios del próximo año.

El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, se vio perjudicado por su hermano, vinculado al narcotráfico. (picture-alliance/AP Photo/E. Martinez)

El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, se vio perjudicado por el caso de su hermano, vinculado al narcotráfico.

Orlando Hernández, protegido por EE. UU.

Dennis Muñoz, experto hondureño en derechos humanos, asegura que el jefe de Gobierno está entre la espada y la pared: "Por un lado, están los parlamentarios que rechazan una prórroga y, por otro, los Estados Unidos, que exigen un nuevo mandato".

"Orlando Hernández siempre ha servido a los intereses de EE. UU. en el pasado y lo seguirá haciendo mientras el país norteamericano lo mantenga en el poder", agrega Muñoz. 

Y desde que Tony Hernández, hermano del presidente, fue declarado culpable por contrabando de drogas en octubre pasado por un tribunal de Nueva York, el mandatario hondureño depende más que nunca de la benevolencia de Washington, ya que hay indicios de que el presidente presuntamente no sólo sabía de los negocios de su hermano, sino que también se beneficiaba de ellos.

La MACCIH y las razones de su creación

CAsos de este calibre dieron pie a la llegada de la Misión de Apoyo contra la Corrupción y la Impunidad a Honduras. En 2015, cuando la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) llevó a cabo una sensacional investigación de corrupción, que significó la renuncia de la mitad del gobierno guatemalteco, los llamados a una comisión internacional anticorrupción también se hicieron más fuertes en Honduras.

Miles de hondureños salieron a las calles para manifestarse en contra de la corrupción durante semanas. Poco antes se había sabido que grandes sumas de los fondos destinados para la seguridad social hondureña habían sido malversadas y una parte de ellas había sido utilizada para la campaña electoral del partido gobernante.

Presionado por las protestas, el gobierno hondureño finalmente tuvo que ceder. Pero en lugar de crear una CICIG hondureña con un mandato de la ONU, se creó la MACCIH en 2016, supervisada por la OEA y con poderes claramente limitados.

No obstante, puede exhibir algunos logros. Tras las investigaciones de MACCIH, Rosa Elena de Lobo, la esposa del ex presidente Porfirio Lobo Sosa, fue condenada a prisión por malversación de fondos públicos durante el mandato de su marido. Por su parte, las investigaciones de corrupción contra numerosos parlamentarios, conocidas como la "Red de Diputados", aún no han dado lugar a ninguna condena.

El Parlamento hondureño se blinda

Los políticos en ejercicio se defienden de diversas formas en contra de las investigaciones de la MACCIH. Cuando estas se dieron a conocer, los parlamentarios aprobaron rápidamente una ley que le quitó facultades a la Misión para investigar el uso de los fondos públicos. Además, el nuevo código penal hondureño prevé una reducción significativa de las penas por corrupción.

De acuerdo con su mandato, la MACCIH no puede llevar a cabo investigaciones de manera independiente, sino que depende de la cooperación con las autoridades investigadoras hondureñas. Para apoyar a la MACCIH, se ha creado la Unidad Fiscal Especial Contra la Impunidad de la Corrupción (UFECIC), aunque está subordinada a la Fiscalía General de la Nación, que no es políticamente independiente.

En cuanto a la prórroga de la misión de la MACCIH, la pregunta decisiva no es si se llevará a cabo, sino cómo, dice Dennis Muñoz: "Creo que el mandato se extenderá, pero será aún más estrecho y el campo de acción de la misión se reducirá aún más", explicó el experto. 

(ju/ers)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |

DW recomienda