Frida Kahlo y Bernice Kolko, protagonistas en Berlín | Cultura | DW | 22.10.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Cultura

Frida Kahlo y Bernice Kolko, protagonistas en Berlín

Los últimos años de Frida Kahlo fueron documentados por la fotógrafa polaca, Bernice Kolko quien exhibe una exposición en Berlín que transporta al visitante al México de la década de los 50s. Un país de muchas caras.

En su último retrato, tomado en su lecho de muerte en 1954, Frida Kahlo mira melancólica a la cámara de su amiga, la fotógrafa polaca nacionalizada estadounidense, Bernice Kolko. Nacida en Polonia en 1905, Kolko emigró a Estados Unidos con su familia siendo adolescente y llegó a México a principios de la década de los 50 con el propósito de retratar mujeres. Esas imágenes fueron exhibidas en una gran exposición titulada „Rostros de México", en el Palacio de Bellas Artes en 1955. Bernice Kolko fue la primera mujer a la que el máximo recinto cultural de México abrió sus puertas.

Kolko entabló amistad con la pareja de artistas más famosa de México, Frida Kahlo y Diego Rivera, y con ellos accedió a la élite cultural de un país en efervecencia. Entre su círculo de amigos figuraban célebres artistas visuales de la época, como el muralista, David Alfaro Siqueiros, los pintores José Chávez Morado y Olga Costa, así como el escultor Francisco Zúñiga, cuya familia adoptó a Kolko como un miembro más.  

Con motivo del 25 aniversario del hermanamiento entre Berlín y la Ciudad de México, la Fundación Willy Brandt, sede del Partido Socialdemócrata Alemán en Berlín, fue organizada la exposición titulada „Bernice Kolko. Frida Kahlo, los rostros de México". A través de unas 70 imágenes, la muestra es un registro del México que encontró Kolko, en donde ella misma y Frida Kahlo son protagonistas.

Intenso intercambio entre Berlín y CDMX

"Fue un trabajo muy intenso de varios meses con la Embajada de México, a través de esta exposición, vivimos una cooperación muy intensa, vivimos por así decirlo, la hermandad entre ambas capitales", afirma la directora artística de la Fundación Willy Brandt, Gisela Kayser. La curadora de la muestra y experta en en la obra de Kahlo, Helga Prignitz Poda, encontró el diario de la pintora mexicana y descubrió ahí el nombre de Bernice Kolko. El cuaderno se exhibe en una vitrina y fue el detonador de la exhibición.

Las imágenes en blanco y negro muestran a Kahlo sonriente, acompañada de amigas y amigos, pero también se le ve postrada en la cama a consecuencia de la poliomelitis que sufría y el grave accidente que sufrió durante su juventud. "Debe haber tenido terribles dolores, pero no lo demostraba", afirma Gisela Kayser, que viajó a México y se entrevistó con uno de los personajes clave en la muestra, Ariel Zúñiga, hijo de Francisco Zúñiga, amigo de Frida Kahlo.

Aspecto de las instalaciones de la Fundación Willy Brandt.

Aspecto de las instalaciones de la Fundación Willy Brandt.

"Ariel Zúñiga decía que Frida tenía una personalidad narcicista", afirma Gisela Kayser.  Las imágenes en blanco y negro muestran a la artista siempre arreglada, llena de collares y un exotismo que fue su sello. El cineasta Ariel Zúñiga escribe en un texto que acompaña la muestra que Bernice Kolko fue una figura muy importante para él. „Fue como una abuela, que me abrió la curiosidad por el mundo y que me llevó a descubrir la fotografía", dice el ahora cineasta.

„Pasaba las vacaciones con nosostros y solíamos viajar al sureste de México. Se expresaba amablemente sobre sus amigos, sobre Frida y Diego, a quienes conoció en Chicago y quienes la invitaron a venir a México. También solía mencionar a Chávez Morado, a Jorge Bribiesca o Antonio Rodríguez, que fue el primero en escribir sobre su obra, misma que respaldaba con ardor", escribe Zúñiga.

 La directora artística de la Fundación Willy Brandt, Gisela Kayser.

La directora artística de la Fundación Willy Brandt, Gisela Kayser.

Frida Kahlo rompió un récord de visitantes en 2010

La exposición se ha convertido en un imán para los visitantes después de la gran muestra sobre Frida Kahlo en 2010 en el museo Martin Gropius Bau de Berlín, que rompió un récord por el número de visitas.

Otra exposición anterior fascinó a la actual directora de la Fundación Willy Brandt. Tuvo lugar en la década de los 60 en Haus am Waldsee, en el barrio de Zehlendorf. „Me fascinó su biografía, su relación con Diego Rivera, una historia de amor singular. Su accidente, que tematizó constantemente en su obra. Era una mujer emancipada, que en la década de los 30's, 40's, era algo fuera de lo común".

La organizadora de la muestra recuerda cómo le impresionó en aquella muestra la manera como Kahlo mostraba sus heridas, sin tabúes. „Eso era algo que nunca había visto y yo creo que es irrepetible, ese colorido y vividez de sus pinturas es algo extraordinario".

Kayser subraya que ese estilo de vida tan libre que tuvo Kahlo se debe a la época, cuando había un gran movimiento cultural e intercambio entre artistas e intelectuales que ejercieron una gran influencia. „Frida Kahlo viajó mucho, fue a Estados Unidos, a Europa, tuvo una vida bohemia a su modo. Fue una vanguardista absoluta en su época, cron una vida muy libre, que no era lo común, pero que incluso también se veía en Europa.

Entrada al edificio que es sede del Partido Socialdemócrata alemán y de la Fundación Willy Brandt.

Entrada al edificio que es sede del Partido Socialdemócrata alemán y de la Fundación Willy Brandt.

Preguntada sobre si ese estilo de vida liberal, incluso en su sexualidad, se debió a la influencia de su padre, que era alemán, la experta responde que sin duda su padre, Guillermo Kahlo, que también fue fotógrafo, influyó en su obra, pero su estilo de vida fue influída por la época.

 "Ariel Zúñiga dijo que Frida Kahlo de hecho no estaba en condiciones de tener relaciones sexuales debido a las secuelas de su accidente. Tuvo relaciones con mujeres, pero todo queda un poco difuso y vago. Necesitaba ese contacto corporal porque no estaba en condiciones de valerse por sí misma".

(jov)

 

DW recomienda