Francia cree ″probable″ que extremista Abu Zeid esté muerto | Europa | DW | 04.03.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Francia cree "probable" que extremista Abu Zeid esté muerto

El Ejército de Francia señaló que aún está intentando confirmar la muerte de los líderes terroristas Mojtar Belmojtar y Abdelhamid Abu Zeid, aunque el jefe del Estado mayor consideró "probable" que este último efectivamente esté muerto.

"Es probable, pero es sólo probable. No podemos estar seguros por ahora porque no hemos recuperado el cadáver", dijo el almirante Edouard Guillaud a la radio Europe 1.

El viernes, el presidente del Chad, Idriss Deby, anunció que Abu Zeid había muerto en enfrentamientos con las tropas de su país en las remotas montañas de Adrar des Ifoghas, Mali, donde también cayeron decenas de soldados chadianos. Previamente, informaciones argelinas lo daban por muerto en un bombardeo aéreo francés.

La web mauritana Sahara Media, que ha servido de plataforma a comunicados del grupo Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI), cita fuentes cercanas a la red que confirman que Abu Zeid murió en un bombardeo.

A su vez, el sábado las fuerzas del Chad también anunciaron la muerte de Mojtar Belmojtar, el activista de Al Qaeda que ordenó el mes pasado la toma de rehenes en un complejo de gas en Argelia.

Francia ha reaccionado con prudencia ante ambas informaciones, que, de ser ciertas, representarían un importante golpe en su batalla contra los islamistas en el norte de Mali.

Guillaud comentó que es "extremadamente cauto" en lo que respecta a Belmojtar, porque varias webs yihadistas dicen que sigue vivo.

AQMI dijo por el contrario en este caso a Sahara Media que Belmojtar está "vivo y liderando la batalla" contra las fuerzas francesas y africanas en el área de la ciudad maliense de Gao.

Expertos de seguridad especularon que Francia evita confirmar las muertes para evitar convertirse en un blanco de ataques de represalia.

Siete rehenes galos están actualmente en manos de extremistas en África y su destino es incierto. Abu Zeid se ha atribuido el secuestro de algunos de ellos.

Las familias de cuatro de los secuestrados en una mina de uranio en el vecino Níger hace dos años y medios pidieron entretanto en los medios al gobierno de París que negocie con los captores (dpa).

ADVERTISEMENT