Fiscal imputa a la presidenta argentina | Política | DW | 13.02.2015
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Política

Fiscal imputa a la presidenta argentina

A partir de la denuncia del fallecido fiscal Alberto Nisman, el fiscal Gerardo Pollicita solicitó investigar a la presidenta Cristina Fernández y otros funcionarios por presunto encubrimiento de terroristas iraníes.

Cristina Fernández de Kirchner

Cristina Fernández de Kirchner

Pollicita requirió al juez Daniel Rafecas abrir una investigación sobre la denuncia presentada por el fallecido fiscal Nisman contra la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, por presunto encubrimiento de implicados iraníes en el atentado a la mutual judía AMIA, informaron fuentes de la Fiscalía.

En el dictamen que presentó Pollicita en el juzgado de Rafecas, encargado de la causa, el fiscal solicita también que se impute al canciller, Héctor Timerman, al dirigente kirchnerista Luis D'Elía y al disputado oficialista Andrés Larroque, cuyos nombres se mencionan igualmente en la denuncia de Nisman.

Pollicita no solicitó la indagatoria a la jefa de Estado ni a los demás imputados, aunque sí una batería de medidas "con miras a comprobar la existencia del hecho y, consecuentemente, (resolver) si el mismo puede ser penalmente reprochado", precisa el diario argentino Página 12.

Pollicita sigue denuncia de Nisman

"Corresponderá en lo sucesivo iniciar la pertinente investigación con miras a comprobar, en base a los elementos de convicción que se vayan incorporando", dijo Pollicita en un comunicado oficial. El fiscal se basa en las acusaciones realizadas por el fallecido procurador Alberto Nisman en la demanda presentada cuatro días antes de su muerte, ocurrida el pasado 18 de enero, por un tiro en la sien y en circunstancias aún no aclaradas.

Nisman había acusado a la presidenta y a varios dirigentes vinculados al oficialismo de orquestar un plan para encubrir a los sospechosos iraníes de haber volado la mutual judía AMIA en 1994 en Buenos Aires. Según Nisman, fiscal especial de la causa sobre el atentado contra la AMIA, el encubrimiento oficial del que se considera el peor atentado en la historia argentina, habría tenido lugar a cambio de intensificar las relaciones comerciales con Irán.

De acuerdo con la presentación que difundió la página web de la Fiscalía, Pollicita acusa a la presidenta y a sus colaboradores de "encubrimiento por favorecimiento personal agravado por la especial gravedad del hecho precedente", en referencia al atentado, y "por la calidad de funcionarios públicos". Además de la acusación de encubrimiento, Pollicita considera también que las acciones del Gobierno "podrían tener encuadre típico bajo las figuras de impedimento o estorbo del acto funcional e incumplimiento de los deberes de funcionario público".

Entre desestimar o investigar

Las alternativas eran desestimar la denuncia de Nisman, como sugirió el gobierno al considerarla "sin sustento", o darle lugar a la investigación y pedir medidas de pruebas, que es lo que decidió el fiscal Pollicita. Además del Gobierno, algunos expertos han considerado que la demanda de Nisman padece la debilidad de no contar con evidencias concretas.

Nisman fue encontrado muerto en su departamento junto a un arma de fuego, en un hallazgo que conmocionó a la sociedad argentina y a la dirigencia política. Aunque la hipótesis más fuerte es que pudo haber sido un suicidio, no se ha descartado que haya sido un suicidio instigado o un homicidio, en medio de una oscura trama que involucra a los servicios de inteligencia. Nisman había estado por más de una década a cargo de investigar el atentado a la mutual judía AMIA, que terminó con la vida de 85 personas y dejó cientos de heridos.

RML (dpa, efe, reuters, afp)

DW recomienda

Publicidad