ETA entra en campaña: plantea desarme y pide negociar por sus presos | Europa | DW | 11.11.2011
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

ETA entra en campaña: plantea desarme y pide negociar por sus presos

Tres semanas después de anunciar el cese de la violencia, ETA irrumpió en la campaña electoral en España con una entrevista en la que plantea su desarme y llama a los gobiernos español y francés a negociar sobre los terr

default

ETA: ¿entrega las armas?

"La vuelta a casa de todos los presos y exiliados políticos vascos, la inutilización de las armas de ETA y la desmilitarización" del País Vasco -la salida de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado de la región del norte de España y de la vecina Navarra- son los tres temas que coloca como principales en la mesa de negociación que exige y de la que se autoexcluye, pero en la que sitúa al colectivo de etarras encarcelados.

"ETA no estará sentada en la mesa de negociación política", asegura. En esa mesa sitúa a los gobiernos español y francés y a una representación de los agentes políticos y sociales vascos.

Dos portavoces del grupo separatista armado fueron entrevistados por el diario independentista vasco "Gara", uno de los periódicos habituales a los que ETA envía sus comunicados y reivindicaciones.

De esta forma entra directamente en la campaña para los comicios generales del 20 de noviembre, los primeros que se celebran en España sin la amenaza etarra directa, tras el comunicado que emitió el 20 de octubre, justo un mes antes de la celebración de las elecciones.

El regreso de la "izquierda abertzale"

Aludiendo al escenario que se abre tras esos comicios, que según todas las encuestas ganará con mayoría absoluta el Partido Popular (PP) de Mariano Rajoy, ETA asegura que el discurso del líder conservador tras su anuncio de octubre ha roto "con el discurso negativo, agresivo y sin sentido de hasta ahora".

Spanien Wahlkampf Mariano Rajoy

Mariano Rajoy: probable próximo presidente del Gobierno español.

"Ante esta coyuntura histórica, quien tiene muchas posibilidades de ser presidente de España debe actuar con responsabilidad, y es de suponer que Rajoy lo ha entendido así", indicaron los portavoces.

En los comicios del 20 de noviembre se prevé el regreso al Parlamento español de la llamada "izquierda abertzale", la izquierda independentista radical vasca que antaño ejerció de brazo político de ETA y que desde 2003 fue ilegalizada sucesivamente en todos sus intentos de constituir partidos.

La posible entrada de la "izquierda abertzale" en el Congreso de los Diputados se hará de la mano de Amaiur, una coalición integrada por independientes de ese sector y por tres partidos independentistas. Las últimas elecciones en las que la "izquierda abertzale" obtuvo representación en el Congreso de los Diputados fueron las de 1996, si bien sus diputados no asistían a la cámara.

ETA no se arrepiente

Después de más de 50 años de existencia y más de 800 muertos en su haber, ETA deja claro que no se arrepiente de la violencia que ha ejercido en su pretensión de lograr la independencia del País Vasco del resto de España, aunque reconoce que la "confrontación armada ha causado mucho sufrimiento, también las acciones de ETA".

"No somos insensibles", aseguraron a "Gara" los portavoces en una larga entrevista realizada en euskera y traducida al castellano por el periódico.

La "lucha armada", no obstante, ha hecho "una gran aportación para llegar al momento en el que estamos", manifestaron los dos etarras, que negaron que el cese del terrorismo anunciado signifique la derrota de ETA. Pero admitieron fallos. "Hemos cometido errores y no hemos acertado siempre", dijeron.

El grupo independentista armado mantiene también sus objetivos. "Estamos recorriendo el camino hacia la independencia (...) con una perspectiva a largo plazo", aseguraron sus portavoces. La meta política de ETA sigue siendo el "reconocimiento" de lo que llama Euskal Herria -el País Vasco, la vecina Navarra y el País Vasco Francés- y el "derecho a decidir" de esos territorios.

ETA aseguró además que ha ido haciendo llegar al gobierno del socialista José Luis Rodríguez Zapatero las reflexiones que han conducido al cese de su actividad terrorista, pero niega que haya habido reuniones directas. El PP "estaba al corriente" también, dijeron los portavoces.

dpa
Editor: Pablo Kummetz

DW recomienda