Escalada de violencia en Bangkok | El Mundo | DW | 25.02.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Escalada de violencia en Bangkok

Las protestas en la capital de Tailandia se han visto interrumpidas por diversos ataques, explosiones con granadas y disparos. La oposición acusó a la Policía de no intervenir.

En Bangkok fueron registrados este martes (25.02.2014) una explosión y disparos cerca del lugar donde se llevan a cabo las protestas. Los incidentes ocurrieron después de que el líder de los manifestantes comentara que los partidarios del Gobierno planean llevar militantes armados a la capital de Tailandia.

Protestas frenadas por ataques

Después de semanas de violentas manifestaciones, el movimiento de oposición se ha visto frenado por diversas explosiones en las que hasta el momento una mujer y tres menores han muerto. A los hechos se suma la explosión que ocurrió la madrugada de este martes en Bangkok. De acuerdo a fuentes médicas, dos personas resultaron heridas.

“Esta noche, no sabemos de dónde ni de quién vino, pero hubo una explosión y ruido de disparos desde la 1:00 am. Funcionarios investigarán la zona esta mañana y debería haber más información pronto”, dijo Paradorn Pattanathabutr, jefe de Seguridad nacional, a Reuters.

Oposición quiere intervención policíaca

Además, una segunda explosión provocada por una granada fue registrada cerca de la oficina del opositor Partido Demócrata. El líder de las protestas, Suthep Thausgsuban, aseguró que los partidarios de Thaksin Shinawatra y su hermana, la primera ministra Yingluck Shinawatra, quieren dividir al país en dos y acusó a la policía por no intervenir.

Hasta el momento nadie ha sido arrestado ni declarado responsable de los ataques. Los protestantes quieren que la primera ministra renuncie a su cargo para dar paso a un gobierno interino que dicte las reformas necesarias para quitar a Yingluck y su familia de diversas posiciones de poder.

AG (Reuters, AP)

Publicidad