Embajadora de la ONU Waris Dirie estuvo secuestrada, dice su abogado | Europa | DW | 10.03.2008
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Embajadora de la ONU Waris Dirie estuvo secuestrada, dice su abogado

El abogado de la ex modelo somalí y embajadora de la ONU Waris Dirie afirmó hoy a la agencia de noticias autriaca APA que la mujer, que estuvo desaparecida durante dos días la semana pasada en Bruselas, fue en ese lapso secuestrada y acosada sexualmente por un taxista.

Anteriormente, el manager de Dirie había confirmado a la misma agencia que la desaparición de la ex modelo, de 43 años, se había debido a "malos entendidos" y a los escasos conocimientos de francés de su clienta.

Sin embargo, el abogado de Dirie, Gerold Ganzger, quien también representó a Natascha Kampusch, la joven austríaca que huyó años después de haber sido secuestrada de niña, y su mánager, Walter Lutschinger, coincidieron por la noche según APA en una versión completamente distinta de la odisea de la ex modelo somalí. Según esta versión, Dirie contó al aparecer el viernes que el martes por la noche, después de un largo viaje por Bruselas, había sido acosada sexualmente por un taxista y que finalmente pasó dos días secuestrada en una casa en la ciudad.

El mánager de Dirie, Walter Lutschinger, señaló que el hombre había intentado violar a su clienta pero que no lo logró.

Después de declarar ante la policía belga en su hotel el viernes, Dirie rompió en llanto y sufrió una crisis nerviosa. No le contó nada a las autoridades belgas porque "no quería hablar más de ello", sino que quería "estar tranquila". "Creo que estaba muy conmocionada", dijo Lutschinger el domingo por la noche en Viena.

La misma Dirie había dicho que su desaparición había sido un "malentendido". Según la versión presentada hoy, la ex modelo, que libra una pública batalla contra la ablación infantil, se perdió el martes por la noche tras ir a una discoteca en Bruselas. No llevaba dinero ni un teléfono móvil consigo. Después de buscar en vano su hotel con ayuda de la policía, viajó durante horas con un taxista por la ciudad.

Publicidad