El sida no ha tocado fondo | El Mundo | DW | 02.07.2002
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

El sida no ha tocado fondo

A menos de que las naciones ricas se unan para detener la epidemia, 70 millones de personas morirán en los próximos 20 años. ONUSIDA advierte que el virus se extiende en Africa, Asia y Europa del Este.

Más de 40 millones de personas en todo el mundo están infectadas con el VIH, el virus que causa el sida, o han desarrollado la enfermedad. Hace dos años, la cifra de portadores era de 34 millones y los índices de infección están aumentando más de lo esperado.

Esta es una de las principales conclusiones del informe VIH/sida 2002, que presentó el martes ONUSIDA, la agencia que coordina los programas de sida de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). La enfermedad está provocando estragos en el Africa del Subsahara, donde 28,5 millones de personas son portadoras del VIH o ya han desarrollado la enfermedad.

Un problema económico y social

Desde que en 1981 se descubrió el mal, el sida ha provocado la muerte a más de 20 millones de personas en todo el mundo. Las previsiones sobre los estragos mortales de la epidemia se han multiplicado peligrosamente en el transcurso de sólo dos años.

El sida amenaza con eliminar una generación completa en Africa y desestabilizar a todo el continente, advirtió el informe, publicado antes de la XIV Conferencia Internacional de Sida, que comenzará la próxima semana en Barcelona, España.

"De un problema de salud, el sida se ha transformado en un problema para el desarrollo económico y social e incluso de seguridad", advirtió el director ejecutivo de ONUSIDA, Peter Piot, durante la presentación del informe.

"La enfermedad está acabando con la fuerza laboral de Africa, está minando el desarrollo económico y agrava el problema del hambre en el Africa. Las consecuencias son de tal gravedad -advirtió el experto- que tendrían implicaciones para todos los continentes."

Asia y Europa del Este

En otras regiones también ha aumentado la incidencia de la enfermedad. El informe de ONUSIDA destaca con preocupación la expansión del sida en Asia y en Europa del Este. La India es el segundo país, después de Sudáfrica, con más personas seropostivas, con casi 4 millones, mientras que en China viven cerca de un millón de afectados.

Lo que resulta alarmante es que en éste último país, la tasa de infectados por VIH aumentó en un 67% durante el primer semestre del 2001. En Europa oriental, donde hay actualmente 1 millón de seropositivos, el crecimiento de la epidemia es aún mayor. En tan sólo dos años el número de infectados se ha duplicado.

Se necesitan recursos

Los países en desarrollo tienen decisión política para controlar el sida, pero no los recursos, advierte el estudio. América Latina ha sido ejemplar en diseñar fórmulas de tratamiento con pocos recursos. En esta región donde hay un millón y medio de afectados, unas 170.000 personas reciben terapias antiVIH, según ONUSIDA.

Pero a pesar de este ejemplo y de medidas como el recorte de precios de los antirretrovirales, el informe recuerda que en los países con ingresos bajos y con una elevada incidencia del VIH, se requiere un importante financiamiento externo para suministrar antirretrovirales. El informe pide a las naciones ricas que aporten más dinero para combatir la enfermedad. Se estima que es necesario invertir entre 7.000 y 10.000 millones de dólares anuales hasta el 2005 para detener la epidemia.