El rescate del Costa Concordia | Europa | DW | 16.09.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

El rescate del Costa Concordia

La operación, cuyo costo asciende a los 600 millones de euros, busca subsanar los daños causados por el accidente ocurrido en enero de 2012.

La operación se extendió más de lo presupuestado.

La operación se extendió más de lo presupuestado.

Tardaron más de lo presupuestado porque las condiciones del tiempo no los acompañaron, pero finalmente los ingenieros italianos encargados del levantamiento del crucero Costa Concordia, encallado frente a la isla de Giglio desde el 12 de enero de 2012, consiguieron superar la primera fase del proceso de rescate, que ahora se estima se extenderá hasta las primeras horas del martes 17 de septiembre.

Se espera que en la noche del lunes (16.09.2013) finalmente los contenedores conectados a los costados del barco, que lo mantenían a flote, tocarán la superficie del agua. El procedimiento es sumamente complejo, y requiere el uso de cadenas y 36 cables gigantes para poder hacer rodar la nave desde la posición en que quedó tras el accidente, de costado, hasta dejarla como un barco normal.

Ver el video 01:30
Now live
01:30 minutos

El Costa Concordia se mueve

En el accidente murieron 32 personas, dos de las cuales aún no han sido encontradas. Se espera que en el proceso de remoción de la máquina, que posteriormente será desguazada, aparezcan los restos de la mujer y el tripulante indio que no pudieron ser hallados por los rescatistas en su momento. El capitán del navío, Francesco Schettino, está siendo juzgado, entre otros cargos, por homicidio culposo.

Millonaria operación

Inicialmente se estimaba que el rescate tardaría unas doce horas, pero los retrasos iniciales hicieron que todo se postergara. “Trabajaremos intensamente durante la noche. Las cosas están avanzando, pero más lento”, reconoció el director de la agencia de protección civil italiana, Franco Gabrielli. Sin embargo, ya a primera hora se había logrado liberar del rocoso fondo los restos del enorme navío.

“Fueron las horas de mayor inseguridad, puesto que no sabíamos exactamente cuán encallado estaba el barco", explicó uno de los ingenieros del equipo de expertos, Sergio Girotto. Una vez que el barco haya sido enderezado, los ingenieros inspeccionarán la parte sumergida y la prepararán para la navegación. La fase de rescate comenzó en octubre de 2012, con estudios de factibilidad, y su objetivo final es reponer el fondo marino y evitar que se contamine el mar.

El “Costa Concordia” pesa 114.000 toneladas y mide 300 metros de largo y debe ser rotado 65 grados para ponerlo en su posición natural. Las labores tienen un costo de 600 millones de euros, que correrán por cuenta de las aseguradoras de la empresa dueña del barco, Costa Crociere, una filial de la estadounidense Carnival.

DZC (dpa, BBC, Europa Press)

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema

ADVERTISEMENT