El milagro tiene nombre: Robert Lewandowski | Futbol Internacional | DW | 07.04.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Futbol Internacional

El milagro tiene nombre: Robert Lewandowski

Las posibilidades del Dortmund de clasificar a las semifinales de la Champions League son prácticamente nulas. Tras el 0-3 contra el Real Madrid en el Santiago Bernabeu los alemanes rezan para que suceda un milagro.

Los hinchas del Dortmund no pierden la fe de poder sobrevivir una ronda más en la Champions League. Y es que pese a que remontar un marcador adverso de tres goles parece un imposible, a los alemanes les basta mencionar solo un nombre para recuperar la confianza en su equipo: Robert Lewandowski.

El delantero polaco, que a partir de la próxima temporada jugará para el Bayern Múnich, es considerado el “terror” del Real Madrid, y el as bajo la manga del Dortmund. Él debe ser el encargado de enderezar el rumbo que parece haberse perdido por completo tras el juego de la semana pasada en el estadio Santiago Bernabeu de la capital española.

La cifra clave es cuatro

Casi que como una premonición el gerente del Dortmund, Hans-Joachim Watzke, declaró en marzo, al conocer que el rival en cuartos de final de la Champions League sería el Real Madrid, lo siguiente: “En el partido de vuelta tendremos de regreso a Robert Lewandowski, y si él anota otra vez cuatro goles todo estará bien”.

Y es que efectivamente en Dortmund, ante su afición, el equipo alemán necesita ese número de goles para empezar a pensar seriamente en la posibilidad de seguir vivo en la competencia continental. Cuatro goles ante el Real Madrid. Para Lewandowski, quien no jugó el primer choque de la serie por estar sancionado, esa meta no es ningún imposible; al fin y al cabo él ya lo logró en una ocasión, el año pasado, contra el mismo rival, en el mismo estadio, y en el mismo torneo, incluso en una fase aún más difícil, la semifinal.

Ese partido contra el Real Madrid, y los cuatro goles que marcó en solitario para darle al Dortmund la victoria 4-1, significaron un cambió definitivo en su vida profesional, la confirmación de que el mundo del fútbol estaba ante un delantero excepcional destinado a hacer historia. La noche del 24 de abril del 2013 se quedó grabada en la mente de la afición con la misma fortaleza que en el recuerdo de los especialistas todo el año 2008, el del gran salto de Lewandowski. Entonces el delantero polaco consiguió su primer contrato profesional, con el Lech Polzen, debutó internacionalmente, en la Copa UEFA, y ganó el premio al mejor futbolista novato de Polonia.

Un futbolista cada vez mejor

El desarrollo de Robert Lewandowski no se ha detenido desde esa fecha. El polaco, que en su familia está rodeado de deportistas de alto nivel (esposa karateca, padre luchador de judo, madre jugadora de voleyball), ha mejorado temporada tras temporada.

Quizás el único año “malo” de Lewandowski fue el primero en la Bundesliga. En el campeonato 2010/2011 era suplente del delantero paraguayo Lucas Barrios y aún así participó en 33 de los 34 juegos de la Bundesliga anotando ocho goles, y uno más en la Liga de Europa. Esa cuota es cada vez más alta: el 2012 lo cerró con 30 goles para el Dortmund (22 en la Bundesliga, 1 en la Champions League, 7 en la Copa Alemana); el 2013 con 36 (24-10-1-y otro en la Súpercopa alemana); en el 2014 ya va por 24 (17-6-1) y lidera la clasificación de goleo en Alemania.

No es casualidad que los grandes clubes del fútbol europeo estuvieran peleando su ficha en el segundo semestre del 2013. Barcelona se acercó a sus representantes, Real Madrid hizo una jugosa oferta, y el Bayern Múnich de Pep Guardiola le convenció de firmar un contrato que empezará a tener vigencia a partir del próximo verano y se extenderá hasta julio del 2019.

Champions League 2012/13 Halbfinale BV Borussia Dortmund Real Madrid

Esta es la celebración que quiere repetir la afición del Dortmund: cuatro goles al Real Madrid.

Dortmund confía en Lewandowski

El fin de semana, con Robert Lewandowski de titular y anotando un gol, el Dortmund triunfó en su estadio ante el Wolfsburgo (2-1) y se llenó de confianza para la tarea que le espera en la Champions League. El buen fútbol que el equipo alemán exhibió en la segunda parte de ese partido de la Bundesliga le entregó a la afición aún más argumentos para no enterrar el optimismo.

Además, los alemanes tampoco olvidan que fue la falta de gol, y no la falta de oportunidades para anotar, lo que terminó sentenciando el pésimo resultado de 3-0 en el Santiago Bernabeu. Ante el Real Madrid las estadísticas registraron 10 contragolpes que el Dortmund no aprovechó como usualmente hace, lo cual dejó en claro el valor de Lewandowski, y explica el por qué su presencia llena de esperanzas al equipo.

Por ello la estrella alemana Marco Reus anuncia “yo aún no he dado todo por perdido ante Real Madrid”, mientras el entrenador Jürgen Klopp resumió la situación diciendo “aunque remontar un 3-0 en contra es para mi casi irreal, es claro que queremos ganar el partido. Lo demás se verá al final”.

DW recomienda

Publicidad