El Homo sapiens habría migrado a Europa mucho antes de lo que se creía | El Mundo | DW | 10.07.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

El Homo sapiens habría migrado a Europa mucho antes de lo que se creía

África es considerada la cuna de la humanidad. Según nuevo estudio, el Homo sapiens migró mucho antes de lo que se pensaba y se estableció en Europa. La mezcla genética y el intercambio cultural son la fórmula del éxito.

Cerebro de Homo sapiens encontrado en Apidima, Grecia

Cerebro de Homo sapiens encontrado en Apidima, Grecia

En los últimos años, en la antropología ha habido grandes hallazgos que obligan a la revisión de algunas teorías. Nuevos descubrimientos y enfoques de investigación muestran que la historia de la humanidad debe ser corregida constantemente.

El mayor consenso reina en torno a que las formas humanas arcaicas se desarrollaron en África, y luego se extendieron desde allí a todo el mundo y que, con el tiempo, el Homo sapiens ha reemplazado a todas las demás formas humanas.

Mezcla genética e intercambio cultural es la fórmula del éxito

Hallazgos arqueológicos, palenteológicos y genéticos demuestran que el Homo sapiens se mezcló muy temprano con otros humanoides. Y que, gracias a este intercambio genético y cultural con otras formas humanas, contribuyó probablemente al hecho de que solo el Homo sapiens pudo imponerse hasta nuestros días.

Según un estudio realizado por científicos de Tubinga y Atenas, el Homo sapiens abandonó África 150.000 años antes de lo que se pensaba, para terminar estableciéndose en Europa, entre otras regiones. La base de esta tesis es el análisis de un cráneo humano, descubierto en la década de 1970 en una cueva de Apidima, en el sur de Grecia.

Forma temprana de Homo sapiens

La revista científica Nature reporta que los científicos reconstruyeron virtualmente las partes dañadas, que resultaron ser provenientes de hace 210.000 años. Debido a su parte posterior redondeada de la cabeza, esta se identificó como perteneciente a una forma temprana de Homo sapiens. El cráneo proviene de los humanos modernos más antiguos encontrados fuera de África, según los investigadores. Hasta el momento, los hallazgos de Homo sapiens en Europa databan de 150.000 años menos.

Los resultados de la investigación publicados ahora demuestran que la primera ola migratoria de África a Europa tuvo lugar mucho antes y que su expansión geográfica fue mucho más amplia de lo que se creía, afirma la autora principal, Katerina Harvati, paleoantropóloga de la Universidad alemana de Tubinga.

Los investigadores identificaron en el mismo sitio un segundo cráneo de un Hombre de Neandertal que, según Harvati, tiene 170.000 años. Los científicos concluyen que esa región fue poblada primero por Homo sapiens, pero que posteriormente los hombres de Neandertal se asentaron allí.

Los análisis del cráneo indican que estos neandertales fueron luego desplazados por humanos anatómicamente más modernos y recién llegados a la región. Los neandertales se habrían extinguido hace unos 40.000 años.

Armando el rompecabezas de la Humanidad

Según Faysal Bibi, del Museo de Historia Natural de Berlín, estos resultados de la investigación coinciden con una serie de descubrimientos de los últimos años, como los realizados en Israel o China. La historia del Homo sapiens es cada vez más antigua y más compleja.

Aunque Faysal Bibi sigue siendo escéptico, considera que "el último estudio proporciona razones para seguir buscando restos que confirmen la teoría de que el Homo sapiens llegó a Europa mucho antes".

(jov/er)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |

DW recomienda