Desde el Parlamento Europeo: oda a los valores | Europa | DW | 13.02.2007
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Desde el Parlamento Europeo: oda a los valores

Con un discurso cargado de europeismo que no evitó hacer referencia a los problemas candentes de Europa y del mundo, presentó su programa de trabajo como presidente del Parlamento Europeo el alemán Hans-Gert Pöttering.

default

Pöttering, nuevo presidente del Parlamento Europeo, en Estrasburgo.

"A nuestros amigos norteamericanos les digo: prisiones como la de Guantánamo no son compatibles con el principio europeo de Justicia". Así de claro habló Pöttering ante el Parlamento Europeo. "Las instituciones europeas y los países miembros de la UE deben luchar dentro de las Naciones Unidas por derogar la pena de muerte", continuó.

Gebäude des Europäischen Parlaments

Sede del Parlamento Europeo en Estrasburgo.

También para los que restan importancia al Holocausto tuvo palabras Pöttering. Y para defender el derecho de existencia de Israel, así como el derecho de los palestinos a tener un Estado propio. Europa no debe olvidar sus valores. Europa debe crear vínculos entre los pueblos y las culturas. Debe ser un ejemplo.

El discurso de Pöttering resonaba sin tapujos en Estrasburgo. Con atención escuchaba su compatriota y compañera de partido, la canciller alemana Angela Merkel. Hasta que acabe este semestre, ella ostenta la presidencia de la Unión Europea y, por lo menos en lo que a la teoría se refiere, posee la llave que abre la puerta de los sueños europeos de este nuevo presidente parlamentario.

La Constitución: prioridad para todos

En 2009 se celebran elecciones europeas y hasta entonces se ha fijado el plazo para que Europa zanje de una vez por todas su contencioso con el proyecto constitucional. "Los ciudadanos tienen que saber qué Europa votan y cuál es su capacidad de acción", dijo Merkel en Estrasburgo.

Y es que revivir a la difunta Constitución europea es una de las tareas que la canciller ha colocado muy arriba en la lista de quehaceres europeos. No está sola en la apreciación. "Quiero recordar que el tratado constitucional fue ratificado por todos y cada uno de los 27 gobiernos [de la UE] y redactado por 18 de ellos", declaró Pöttering, para añadir: "los tratados hay que cumplirlos".

Familienfoto EU Verfassung in Rom verabschiedet

2004: se aprueba el proyecto de Constitución. Falla la ratificación.

José Manuel Barroso, presidente de la Comisión Europea, se sumó a la afirmación de Pöttering de que quien firma asume un compromiso. Presentar de nuevo el proyecto sin reformarlo es, tras el fracaso de los referéndums en Francia y Holanda, imposible, reconoció Barroso. Pero es obligación de los países miembros el llevar a cabo las modificaciones necesarias en el tratado para que se pueda proceder de nuevo a su aprobación.

Acción contra el cambio climático

Klima oder Wetter?

El cambio climático: un problema de todos.

Europa necesita una Constitución porque ésta favorece la democracia y el parlamentarismo, dijo Pöttering en su discurso mientras advertía del daño que pueden provocar los egoísmos nacionales. También al egoísmo nacional hizo mención Merkel, pero esta vez para referirse al cambio climático. Alemania y su industria automovilística han tenido que ceder ante la protección del medioambiente y así espera la canciller que lo hagan los restantes países miembros de la Unión.

"La Unión Europea no tiene que dedicarse sólo a hablar sobre el dramático cambio climático: tiene que tomar las medidas necesarias y aplicarlas concienzudamente antes de que sea demasiado tarde", apuntó al respecto Pöttering.

Historia, reconocimientos y soluciones prácticas

Por lo demás, los políticos europeos deben hacer más por explicar a sus ciudadanos las razones por las cuales "Europa es buena para todos", animó Pöttering. En este sentido queda mucho trabajo por hacer, y los políticos europeos a los que el presidente del Parlamento apelaba lo saben mejor que nadie.

Jugend in Europa

Premiar a los jóvenes más europeistas: una propuesta de cara al ciudadano.

Pöttering propuso a sus colegas emprender la construcción de un museo de historia europea: "quiero promover la creación de un lugar para el recuerdo y para el futuro en el que las ideas europeas puedan seguir creciendo". Y además, el alemán preguntó a los parlamentarios: "¿por qué no convocamos un premio en el que participen las nuevas generaciones, con el que se condecore a los jóvenes europeos que se dediquen con especial interés a la causa europea?".

Como buena política, la propuesta de Angela Merkel para que la "Unión se acerque al ciudadano", coletilla repetida ya tantas veces, fue mucho más pragmática y menos sentimental: hay que reducir la burocracia y facilitar los trámites dentro de la Unión.

DW recomienda

Publicidad