Derechos civiles en Hong Kong: “Hay que ejercer más presión sobre China” | Política | DW | 09.07.2020
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Política

Derechos civiles en Hong Kong: “Hay que ejercer más presión sobre China”

Alemania debe hacer más por la defensa de los derechos civiles en Hong Kong, pide el liberal Christian Lindner en DW. Exige la cancelación de la cumbre UE-China y considera que el riesgo de pérdidas económicas es bajo.

Protesta vía celular contra la represión impuesta por Pekín en Hong Kong

Protesta vía celular contra la represión impuesta por Pekín en Hong Kong

DW: Usted pide cancelar la aplazada cumbre UE-China. El gobierno alemán argumenta que se debe sostener esta cumbre ahora mismo para poder presionar a China. ¿Qué hay de malo en eso? 

Christian Lindner: Por supuesto, también debe haber diálogo con socios difíciles como la República Popular China. También tenemos interés en seguir discutiendo temas importantes con China en el escenario internacional. Pero en el contexto actual de restricción de los derechos de participación democrática en Hong Kong, y el hecho de que ya no podemos confiar en la seguridad contractual de Pekín, una cumbre de este tipo, con ceremonia y protocolo, da una impresión completamente equivocada. Es posible hablar a nivel de trabajo, pero ahora no es el momento adecuado para los honores diplomáticos cuando los derechos democráticos son simultáneamente restringidos.

En Hong Kong es criticado el silencio del gobierno alemán sobre la nueva "ley de seguridad". ¿Deben aplicarse sanciones?

En primer lugar, debemos dejar claro que para nosotros los derechos humanos y la autodeterminación democrática no son cuestiones de lujo, sino preocupaciones existenciales para Occidente, para Europa y para Alemania. Por cierto, esto también es de gran interés económico. Se tiene la impresión de que algunas personas consideran que los intereses económicos son más importantes que los derechos civiles. De hecho, los dos están directamente relacionados. Hong Kong era un lugar con una activa sociedad civil y al mismo tiempo con gran libertad económica y seguridad jurídica. Ambos están siendo cuestionados. No debemos contraponer economía y democracia. Ahora debemos trabajar por la idea de la libertad en Hong Kong, por la fiabilidad de los compromisos en su conjunto.

Si es necesario, asumiendo el riesgo de posibles pérdidas económicas...

No podemos permitirnos vender nuestros valores, pero no creo que esto suceda. La Unión Europea es la mayor zona económica del mundo. Tenemos productos de alta calidad, por lo que la dependencia es mutua. Tal vez también tengamos que insistir en los valores con mayor presión y determinación. No debemos especular sobre sanciones, pero debemos definir una posición clara sobre los valores. Esa debería ser ahora la tarea del Gobierno alemán.

Después de todo, las actuales crisis internacionales muestran que el mercado no puede regularlo todo, por ejemplo, si miramos a Rusia desde la perspectiva de una política orientada a los valores. ¿Qué piensa el partido liberal alemán (FDP) sobre las sanciones?

No hay manera de levantar estas sanciones ahora, porque no hay ningún cambio en la política rusa. Si se volviera a la cooperación, si se aceptaran también las normas del derecho internacional, entonces sería de interés mutuo volver a hacer negocios, cooperar, fortalecer el intercambio cultural. Pero con el telón de fondo de la política rusa, esto es, por desgracia, más un objetivo lejano que un objetivo a corto plazo. Tal vez tenga algo que ver con el hecho de que las ideas de reforma de Vladimir Putin y el deseo de mejora económica no se han materializado, y que su actitud en parte imperialista en el escenario internacional tiene por objeto distraer de los fracasos políticos internos. Eso es muy lamentable, porque el pueblo ruso se beneficiaría si pudiera cooperar, por ejemplo con Europa, en cuestiones culturales y económicas. Sin embargo, esto requeriría una política diferente a la del Kremlin.

Christian Lindner, jefe del partido liberal FDP

Christian Lindner, jefe del partido liberal FDP.

Críticos lo acusan a usted de haber llevado su partido liberal, el FDP, demasiado a la derecha. ¿Qué opina usted?

Izquierda-derecha no es una categoría para nosotros. Defendemos lo que creemos que es correcto. Eso significa un papel más fuerte del Estado como árbitro de gigantes como Amazon, pero al mismo tiempo impuestos más bajos. ¿Es eso de izquierda o derecha? Para nosotros, eso implica un sistema educativo que promueva y exija la idea del logro individual, pero al mismo tiempo refuerce las oportunidades para los niños de familias con menos oportunidades de educación. ¿Izquierda o derecha? Creo que estos términos simplemente no se aplican al FDP.

Norbert Röttgen, político del partido conservador de Angela Merkel y presidente de la Comisión de Asuntos Exteriores del Bundestag, pide una misión de cascos azules para Libia, con la participación del ejército alemán. ¿Cuáles son las posturas de su partido y la suya?

La estabilización de Libia debería ser una tarea de la Unión Europea. Por eso debe ser discutida en un contexto europeo. Hablar ahora del Ejército alemán en este contexto, sobrestima nuestras posibilidades políticas y las capacidades de nuestras Fuerzas Armadas.

(jov/er)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |

 

DW recomienda