¿De dónde proceden muchas de las armas de las masacres en EE. UU.? | El Mundo | DW | 28.03.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

¿De dónde proceden muchas de las armas de las masacres en EE. UU.?

Los europeos condenan el culto a las armas de los estadounidenses. Lo que apenas se debate es que algunos fabricantes europeos no ponen objeciones a la hora de vender sus armas allí.

¿Qué tienen en común las peores masacres en la reciente historia de Estados Unidos? Se usaron armas de fuego fabricadas en Europa o producidas en Estados Unidos por empresas europeas.

El atacante que en junio de 2016 mató a 49 personas en un club nocturno de homosexuales en Orlando empleó una pistola de la marca austriaca Glock y un arma semiautomática SIG Sauer. En Alemania, este tipo de armas está prohibido o disponible solo bajo condiciones estrictas. El fabricante SIG Sauer, con sede en Schleswig Holstein, pertenece al holding alemán Lüke y Ortmeier.

Las armas de SIG Sauer y Glock también se usaron en otras masacres, como en la escuela primaria en Newton, Connecticut, en diciembre de 2012 con un saldo de 28 muertos y también en el instituto de Parkland, con 17 muertos. Todas las armas se obtuvieron de forma legal.

Más información: Opinión: Gracias, jóvenes, por decirnos que la violencia de las armas no es normal

Creciendo en el mercado estadounidense

Entre 2010 y 2016, los fabricantes europeos duplicaron sus exportaciones en el sector de armas civiles en Estados Unidos. Así lo asegura, Nicholas Marsh, del Peace Research Institute Oslo, basándose en datos procedentes del Gobierno estadounidense.

En 2010, la proporción europea de estas armas fue de dos de las ocho millones que se estima que existían en el mercado civil. En 2016, cuatro millones de un total de 16. Las cifras muestran que las compañías armamentísticas europeas no solo pudieron resistir en el mercado estadounidense, sino que, además, incrementaron sus ventas en función de la demanda. "No existe un verdadero debate al respecto en Europa", dice Marsh. En EE. UU. se habla poco sobre el papel de las armas europeas en dichos sucesos.

Esto facilitó la participación a los fabricantes europeos de armas en el mercado de armas de Estados Unidos entre 2010 y 2016, según el análisis de Marsh de la Oficina de Alcohol, Tabaco y Armas de Estados Unidos. Una de cada cuatro armas en Estados Unidos sigue procediendo de Europa: "La diferencia clave es que el número de armas europeas se ha duplicado en esos años de dos a cuatro millones", añadió.

Alemania en tercer lugar

El papel más importante en este contexto lo desempeña Austria, que exportó más de 1,3 millones de armas en 2016 (en comparación con las 434.000 de 2010). Esto se debe en gran parte a la Glock 19, una de las pistolas más vendidas en Estados Unidos.

En segundo lugar se halla Croacia. En 2016 exportó a Estados Unidos alrededor de 574.000 pistolas de la marca HS, mientras que en 2010 fueron 239.000. La estrategia comercial de HS es centrarse únicamente en el mercado estadounidense, dice Marsh. Alemania ocupa el tercer lugar. En 2016, exportó alrededor de 473.000 armas a EE. UU. en comparación con las 267.000 en 2010. Italia y la República Checa siguen Alemania en la lista.

Manifestación ante la Embajada de Estados Unidos en Berlín.

Manifestación bajo el lema "March for our lives" ante la Embajada de Estados Unidos en Berlín.

Vender y donar

Los fabricantes europeos de armas no solo están inundando el mercado estadounidense con armas, sino también son donantes importantes de la National Rifle Association (NRA), el poderoso lobby de armas de Estados Unidos.

Un estudio del Violence Policy Center (VPC), un grupo de control de armas con sede en Washington, arrojó que los fabricantes de armas europeos donaron a la NRA al menos 1.764 millones de euros en 2012. "No hay datos más recientes sobre donaciones de los fabricantes de armas, ya que la NRA se niega a hacer públicas las donaciones corporativas, dice Josh Sugarmann", director del VPC, quien evalúa esto como una señal de que la ANR ha pasado de ser un grupo de presión de los propietarios de armas a uno de la industria armamentística.

"No es de extrañar que los fabricantes de armas europeos se precipiten sobre el mercado estadounidense", dice Sugarmann. "Para el mundo, somos el último gran mercado legal de armas, por lo que las empresas pueden vender bien sus armas".

Más información: Cientos de miles piden más control sobre las armas en las calles de EE.UU.

"Hipocresía europea"

Sugarmann critica la actitud de los Gobiernos europeos: "Los Gobiernos que han aprobado leyes restrictivas de armas para proteger a sus ciudadanos y, al mismo tiempo, permiten que se exporten a Estados Unidos, actúan hipócritamente". El director del VPC opina que los europeos presionarían más a sus gobiernos y fabricantes europeos de armas si se diera más a conocer el papel de Europa en este asunto.

Los fabricantes de armas Glock, SIG Sauer y Beretta no reaccionaron a las consultas de DW.

Michael Knigge (RMR/MS)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda

Publicidad